Inicio > Mis eListas > gap-argentina > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 10661 al 10680 
AsuntoAutor
=?utf-8?Q?2013_A=C Monica B
Pepino Monica B
Soltar Para Volar Monica B
Monja española: En Monica B
En Salta ... más i Juana Al
=?utf-8?Q?=22VISIO Monica B
Luna Nueva: 11 de Graciela
=?utf-8?Q?Volvi=C3 Monica B
=?utf-8?Q?=C2=BFQu Monica B
KRYON ~ LA CRONOLO Graciela
~ CAMBIANDO ~ por Graciela
UNIVERSO Y MATEMÁ Monica B
Hamsa El Ave Migra Monica B
La muerte empieza Monica B
Recetas de la sema Monica B
=?utf-8?Q?Recomend Monica B
'El Cambio....(Pel Monica B
EL AGUADOR Monica B
Para verlo en Pant Monica B
gaDonde el Alma se Graciela
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Gap-Argentina
PŠgina principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 10654     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[gap-argentina] LA MAGIA (8)
Fecha:Sabado, 29 de Diciembre, 2012  19:36:56 (-0300)
Autor:Monica Barbagallo <monica.barbagallo @.....com>

ÔĽ¿

 
----- Original Message -----
From: Jes√ļs g. Mujica

 
LA MAGIA (8)
 
Hay que dejar de lado todas las pr√¡cticas ocultas dirigidas a la realizaci√≥n de ambiciones personales. Adem√¡s, el ocultismo no es la verdadera ciencia espiritual y no me gusta la palabra ‚Äúoculto‚ÄĚ, porque las ciencias ocultas son la mezcla del bien y del mal, y hay demasiados ocultistas sumergidos en la regiones tenebrosas de estas ciencias. El saber que yo les transmito no los llevar√¡ nunca a estas pr√¡cticas. ¬¿De qu√© les servir√¡n las riquezas, los poderes, los placeres, si despu√©s van a encontrarse atados, perseguidos, pose√≠dos y en la obligaci√≥n de recurrir a exorcistas para enderezarse.
 
Hay magias y magias. La verdadera magia, la magia divina, consiste en saber utilizarlo todo, absolutamente todo, para servir al Reino de Dios. Por el contrario, cualquier pr√¡ctica que pone las adquisiciones m√¡s elevadas del esp√≠ritu humano al servicio de la naturaleza inferior, es brujer√≠a.
 
Desgraciadamente, muy pocos magos llegan a este grado superior  en el cual ya no se tiene inter√©s por la magia en s√≠ misma, ni se intenta hacer operaciones m√¡gicas, ni siquiera se desea manejar a los esp√≠ritus, a los elementales, a los genios, para que realicen nuestras ambiciones personales. Son muy pocos, solo los m√¡s elevados, los que √ļnicamente piensan en emplear sus fuerzas, sus energ√≠as, sus conocimientos para que el Reino de Dios se realice en la Tierra.
 
El c√≠rculo M√¡gico: El aura
 
La representaci√≥n tradicional del mago ‚Äď que encontramos muy a menudo en los cuentos relatos inici√¡ticos - , es la de un augusto anciano que sostiene en la mano una vara con la cual traza a su alrededor un c√≠rculo m√¡gico. Una vez trazado este c√≠rculo, pronuncia unas f√≥rmulas para convocar a los esp√≠ritus, a los que conf√≠a determinadas misiones. Lo importante no es saber si esta representaci√≥n corresponde a una realidad concreta. Lo importante es que simb√≥licamente es perfectamente exacta: la varita m√¡gica, el c√≠rculo m√¡gico, las f√≥rmulas m√¡gicas son realidades del mundo espiritual.
 
El poder de los magos, de los iniciados, procede de que saben impregnar las palabras que pronuncian de la materia de su aura, abundante, intensa, pura. La palabra es como un recipiente y los efectos que produce son tanto m√¡s grandes cuanto m√¡s impregnada est√¡ del elemento creador: la luz.
 
Seguramente se habr√¡n dado cuenta por ustedes mismos que algunos d√≠as hablan sin poder producir ning√ļn efecto en el alma de los dem√¡s, mientras que otras veces, por el contrario, con unas sencillas palabras producen grandes efectos. Eso se debe q que estas palabras est√¡n vivas, porque con antelaci√≥n han sido sumergidas en sus auras, con lo cual han vivificado, reforzado en ella, y, revestidas de poder, han podido penetrar hasta el alma de los dem√¡s y hacerles vibrar. Cuando su aura est√¡ debilitada, sus palabras son insignificantes, est√¡n vac√≠as, no hay nada en ellas; hablan y no obtienen resultado alguno.
 
Ahora comprenden el origen del c√≠rculo que el mago debe trazar a su alrededor. Esta pr√¡ctica proviene de un saber muy antiguo referente al aura humana (sigue). (tomado de ‚ÄúEl libro de la Magia Divina ‚Äď Omraam M. Aivanhov)
Una representaci√≥n sublime del mago, es la carta 1 del Tarot (Arcanos Mayores) y ma√Īana, Dios mediante, la compartiremos con ustedes.