Inicio > Mis eListas > gap-argentina > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 722 al 741 
AsuntoAutor
Oración por la Paz magie s
Canalización de Kr Susana P
Kryon canalizado p Susana P
Preguntas y respue Susana P
Cocreemos una nuev Susana P
Kryon - Preguntas Susana P
RV: Nueva Convocat Graciela
DE EDUARDO GALEANO RINA
resultado del gran magie s
Tres primeras part Susana P
Los Niños de las E Susana P
Nuevos servidores! iD MoRPh
Partes 7, 8 y 9 de Susana P
Cambiando de veloc Susana P
FAROS DE LUZ - Arm Susana P
Pedido de alta en jose lea
Boletín Informativ Susana P
solicita informaci AMANDA A
Re: Nuevos servido Daniel O
Participa. Greenpe Graciela
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Gap-Argentina
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 730     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[gap-argentina] Tres primeras partes de Los Niños de las E strellas - David Jacobs -
Fecha:Martes, 11 de Febrero, 2003  16:41:47 (+0000)
Autor:Susana Peralta <susana_peralta @.......com>

LOS NIÑOS DE LAS ESTRELLAS

Partes 1, 2 y 3

 

Por Daniel Jacobs

(Editado en la Revista Electrónica PlanetLightworker)

Traducción: Susana Peralta

 

Los periódicos y revistas les han puesto el sobrenombre de “Generación X”. Los comentaristas de televisión los llamaron “difíciles de descifrar, aún más difíciles de comprender.” Elltos son la descendencia de esa increíble explosión de angustia y admiración, los Baby Boomers1. Junto con sus hermanos más jóvenes, las Generaciones “Y y Z”, estos jóvenes formarán el equipo de tierra que piloteará la Nave Espacial Tierra a través del fin del tiempo tal como lo conocemos y hacia el Corredor Cuatridimensional.

Muchos predijeron que el 22 o alrededor del 22 de diciembre del 2012 nuestro enfoque sobre el tiempo y nuestra preocupación sobre él cesarán. El Calendario Maya estará completo y algo completamente nuevo comenzará. Algunos están convencidos de que será la eternidad. En estos próximo 11 años (de tiempo lineal), nuestra gente y nuestro planeta se están preparando para el Día de la Graduación. Por supuesto, todos están invitados. Para entonces, todos estarán seguramente aquí.

No hay nuevas almas que nazcan en este universo. Sin embargo, las almas viejas están volviendo en hordas atronadoras. Todos los que están en la Tierra en este momento están involucrados en un develamiento histórico. Desde 1973, realmente ya no hay más niños. Sólo hay “gente pequeña”.  Son almas viejas, muy viejas, disfrazadas de bebés inocentes.

En un instante, un niño puede parecer completamente indefenso y dependiente y al minuto siguiente, les informará a sus sorprendidos padres lo que hizo exactamente o adónde vivieron todos en una vida anterior. A menudo, lo hará como si tal cosa, sin pestañear, y luego se escabullirá a mirar la televisión.

Pregúntenle a una “Niña de las Estrellas” qué quiere ser cuando crezca. ¿Su respuesta? “No sé.” Lo más aproximado a eso podría ser “Lo que sea”. Generalmente no hay una “actitud” visible en este tipo de contestación. Esto es lo que más puede preocupar a sus padres. Un Niño de las Estrellas vive demasiado en el momento para pensar en el futuro. En los años ’60, los chicos vivían así para rebelarse. En los ’90, viven así porque es todo lo que saben hacer.

 

PARTE 1 -  PROSPERANDO EN EL CAOS

 

Los Niños de las Estrellas crecieron haciendo sus deberes de matemática y mirando TV mientras escuchaban con los Walkman al mismo tiempo. El teléfono suena y una mano libre se quita uno de los auriculares para agregar todavía otro poco de información a un cerebro ocupado. ¿Puede sobrevivir mucho tiempo una persona que funciona así? No sólo sobreviven, ¡”prosperan” con esto!  

El cerebro de un Niño de las Estrellas es un dispositivo con multicanales. Cada componente gira a su propia velocidad y tiene su propio punto preciso de atención que funciona como una púa en un fonógrafo. Sus conversaciones, especialmente en grupos casuales, a menudo van en todas direcciones a la vez. Su mayor felicidad es la expansión personal al azar y su mayor horror es el aburrimiento.

Los dos hemisferios de nuestro cerebro adulto están divididos para explorar varias configuraciones de la polaridad. Entre ellas, hay una dualidad llamada “orden y caos”. En el cerebro de un Niño de las Estrellas, la instalación para ambos estados se encuentra del mismo lado del cerebro. Contrapuesto, hay una clase de “torniquete” mental que facilita la sumisión con el orden social actual, manteniendo así al joven adormecido sobre quién o qué es realmente.

Cuando se liberan los torniquetes y ellos dejan ir esa sumisión, el “otro lado del cerebro” se volverá Una Mente unificada. La polaridad será opcional y estos jovencitos comenzará a saltar mentalmente de universo en universo, a lo largo del Corredor de la Cuarta Dimensión, examinando detenidamente el Multiuniverso así como muchos de nosotros ahora recorremos de un tirón las Páginas Amarillas.

 

UNA GENERACIÓN REPRIMIDA

 

A decir la verdad, todo el sistema nervioso de nuestra próxima generación es mantenido bajo control durante este tiempo. Ellos han sido entrenados, halagados, amenazados, desviados y han incluso sido drogados legalmente para evitar que intimidasen demasiado a sus padres durante estas etapas finales de la Transformación Planetaria. 

Ese síndrome llamado Trastorno de Déficit de Atención Hiperctiva2, en auge en muchos Niños de las Estrellas en este momento, es simplemente una manifestación temprana de lo que vendrá, nacido fuera de estación. Los “síntomas” de los niños con este trastorno están meramente correspondiéndose con las energías de sus padres, de su entorno social inmediato o de sus custodios3 primarios. Ellos son los reflejos en el espejo del lado de la sombra (asuntos internos reprimidos) de los que tienen que lidiar con ellos, o de la sociedad en conjunto.

Enfocarnos sólo en los jóvenes es perder el panorama general. Una sociedad que contiene a los niños que actúan en todo lo que les viene a la mente, es una institución que está “dejando de actuar” en los asuntos clave que gritan en sus propias mentes. ESE, en realidad, es el verdadero déficit de atención. Medicar a los niños nada más, anula una importante lección gráfica. Compra tiempo, ¿pero estamos utilizando los adultos ese tiempo para nuestro mayor provecho?

Los dolores de parto que indican el nacimiento de los Nuevos Humanos no son fáciles para ninguno de nosotros. Como hemos dicho, estos talentosos niños están casi “todos” medicados de una forma u otra durante este tiempo preparatorio. Deberían estarlo, para evitar que destrocen el lugar. Por supuesto, eso también es por el Diseño Mayor. Si van a gastar toda su energía desestructurando nuestro panorama social actual, no les quedarán fuerza para conducirnos hacia los próximos niveles de nuestra existencia.

Para los Niños de las Estrellas, el futuro no está referido a la supervivencia de los más aptos. Más bien será sobre la supervivencia de los que tienen “más cadera4.No están concentrados en si está bien o no que “la fuerza da el derecho”.  Para ellos, en la vida sólo hay que “hacer lo que debes hacer”.  Cuando comiencen los infortunios globales y la desorganización, los Niños de las Estrellas estarán entre los primeros que ejemplifiquen ciertos rasgos necesarios para rediseñar las prioridades de la vida y reconstruir los modelos sociales.

 

DESDE LA ‘CADERA

 

Ser hip no es sólo poseer conocimiento, tener conexiones o crear alguna clase de novedad o filosofía social. Es un modo vibrante de ser, incontrolable, con una espontaneidad orgánica que hace una aventura de cada momento. Si alguien tiene reputación de “decir las cosas como son”, de él se dice que “dispara desde la cadera”. Para un cowboy, semejante acción puede sugerir apresuramiento o falta de autocontrol. Pero para un artista marcial, indica una perfecta fusión de mente, espíritu y cuerpo, actuando instintivamente, en el instante, sin hesitación ni remordimiento.

Para un Niño de las Estrellas que está totalmente conectado y operativo, ser “hip” se refiere a vivir en una clase de FLUJO. Está alineado con lo que pasa entre la naturaleza, la circunstancia y el propio yo interior inmediato. Cuando vivimos “desde la cadera” estamos funcionando en todo momento desde un lugar de espontaneidad y  Unidad con todo lo que nos rodea. Por supuesto, ninguno de nosotros está funcionando totalmente en esa frecuencia todavía. Lo que está en discusión aquí es el potencial interno de hacerlo. Todo lo demás se desarrollará a su tiempo. 

 

MIRANDO HACIA DELANTE

 

Podríamos seguir para siempre hablando sobre el genio innato que ha culminado en los corazones de nuestra Próxima Generación. Lo que una vez fue una biblioteca de conocimiento que podía llenar una milla de la ciudad, está condensada en lo que parece un microchip. Los Baby Boomers se han especializado en abreviar y condensar todo conocimiento en sus elementos más básicos. ¡Los Niños de las Estrellas tomarán esos elementos y prepararán algunas pociones poderosas de verdad!

Muchas personas en la Tierra están lidiando con la depresión a diario. Musitamos para nosotros: “Estoy taaaan cansado...”  mientras hacemos nuestras tareas diarias, esperando que algo, CUALQUIER COSA... rompa la monotonía y nos catapulte hacia nuestro increíble futuro.

¿Alguno de ustedes, Niños de las Estrellas, está ahí? Escríbame y dígame lo que están sintiendo y experimentando durante este tiempo de la historia. Si se sienten pesados y constreñidos, ¡no se preocupen! Internamente están puestos en un programa que los mantiene en su lugar por un tiempo, una energía que permitirá que el resto de nosotros nos pongamos a la par, para que podamos estar todos juntos en esta Ascensión hacia el conocimiento y el poder.

No hay “nada” malo en ustedes que una RECORDACIÓN completa no pueda arreglar. Sólo posterguen sus juicios, ¿está bien? No juzguen a los adultos y al “sistema establecido” y por favor, no se juzguen a sí mismos. En cambio, sean HIP. Fluyan desde su plenitud en lugar de reaccionar a nuestra fragmentación, miedo y hábito. Su tiempo está llegando tan rápido como se atreve. Si viniese más rápido todos nosotros terminaríamos como la Atlántida. ¡Recuerden eso, porque la mayoría de ustedes probablemente estuvo ahí! 

¿Algunos de ustedes, padres, conviven con Niños de las Estrellas? No están aquí para ser controlados, saben. Cuídenlos si deben, pero sus regalos para nosotros pueden ser muchos más. Sus formas instintivas de confrontar los problemas, manifestar recursos y traer el cambio serán totalmente distintas a todo lo que hayamos aprendido en nuestros cursos de economía o ciencias sociales.

¡Lo único que se requerirá para poner a disposición esta “tecnología” interna es que dejemos de hablar de ellos y comencemos a ESCUCHARLOS realmente! Ellos necesitan un medio ambiente que les provea LIBERTAD PARA ESTIRARSE Y EXPERIMENTAR, libres de nuestra actitud de que podemos manejar sus transiciones mejor que ellos. No podemos. Sólo lo haríamos de otra manera.

Con los Niños de las Estrellas, el Software Multidimensional viene instalado de fábrica. La mayoría del resto de nosotros tenemos que abrir nuestras mentes para actualizar los sistemas. Y, tal como se ordenó, estas infusiones de energía están llegando ahora. ¿Han notado un curioso zumbido en los oídos, un ocasional campanilleo dentro de la cabeza? Es sólo la Central de Descarga, absorbiendo memoria desde las eras pasadas y el futuro.

Al Planeta Tierra lo esperan tiempos atroces y asombrosos. Las líneas que una vez estuvieron claramente dibujadas, definiendo y confinando a la humanidad a una vida de separación, miedo y limitación, están borrándose de la memoria. Entre esas separaciones que se dejan de lado debe estar nuestra división entre “la gente joven” y “la gente real”. Sus mundos internos son más reales, más tolerables, que nada de lo que hayamos conocido hasta ahora. Pero las cosas van a ser distintas y todos nosotros necesitamos tiempo para ajustarnos a la nueva vibración.

Los Baby Boomers siempre han sido conocidos como una generación de “observadores”. A medida que esta Nueva Ola toma conciencia, ¿por qué no nos limitamos a eso? ¡A OBSERVARLOS! ESTÚDIENLOS. Déjenles espacio para estirarse y jugar. Notemos sus puros instintos en lugar de sopesarlos con nuestros patrones establecidos y, a veces, “experiencia” cínica.

Mientras lo hacemos, algo maravilloso comenzará a suceder. Quienes realmente sean escuchados repentinamente desarrollarán la necesidad de escuchar también. Los que reciban confianza nos retribuirán comenzando a confiar en nosotros. Y aquellos que una vez escaparon y se ocultaron de nosotros, gradualmente comenzarán a recordar cómo conducirnos al HOGAR

 

PARTE 2 – VAGANDO POR EL DESIERTO

 

Los Babby Boomers tienen un secreto. La gente con secretos a veces hace cosas extrañas. No quisimos enterrar este conocimiento. Cuando éramos jóvenes, muchos de nosotros hablábamos abiertamente al respecto con nuestros padres o con otros que nos tenían a cargo.  Sólo cuando vimos su respuesta y rechazo potencial, nos enseñamos a nosotros mismos a ocultar las cosas que vemos y sentimos, las cosas profundas que sabemos.

Cuando nuestras vidas eran totalmente nuevas, todo estaba muy claro par nosotros. Vinimos aquí para tener un cuerpo pero trajimos con nosotros muchos tesoros de conocimientos sobre “el otro lado”. Ya sea que significase que adoptásemos compañeros de juegos invisibles en los primeros años, o que simplemente pareciese que “sabíamos cosas”  acerca de otras personas sin que nos las contasen, nuestros padres y maestros rápidamente se aferraron al hecho de que éramos una fuerza con la que tenían que vérselas. Y se las vieron con nosotros. Poco a poco, nos convencieron de abandonar nuestra realidad interna y personal. Nos dijeron que era “sólo nuestra imaginación”. Y así, olvidamos por un tiempo.

La esclavitud existe de muchas formas. Una persona puede ser atada y confinada en la realidad física o puede ser esclava en su mente y emociones. Un gran porcentaje de Baby Boomers creció en familias razonablemente acaudaladas. Después de todo, nuestros padres habían sobrevivido a la Gran Depresión. Sus metas en la vida se centraron en proveer para nosotros toda la seguridad material de la que ellos mismos habían carecido.  Si les pedíamos cosas, nos las daban alegremente. Sin embargo, la libertad no era parte del trato.   

La rebelión de los 1960s fue principalmente sobre la libertad. El movimiento contracultural y los valores contra el estatus fueron una afirmación que los Baby Boomers les hicimos a nuestros padres de la post Depresión. Fue una protesta que nos llamaba a abandonar nuestro amor por las cosas y volver al amor por las personas. Si había desvalidos en el mundo, tratamos de demostrar que nos preocupábamos por ellos. Marchamos, cantamos, protestamos. Mientras tanto, nuestros padres sacudieron las cabezas asombrados. ¿Cómo podíamos ser tan desagradecidos teniendo en cuenta todo lo que habían hecho por nosotros?

Los 1970s llegaron y las cosas volvieron a su lugar. La Guerra de Vietnam se estaba terminando y la legislación de los Derechos Civiles prometía a todos que la justicia prevalecería. Sin embargo, los Baby Boomers estaban inquietos. Siguen inquietos hasta el día de hoy.

Aunque muchos de nosotros nos hemos integrado al sistema establecido, la libertad sigue siendo un sueño escondido debajo de las ocupaciones y preocupaciones de nuestras atareadas vidas. Esta noción idealista es mucho más que sólo el cambio social o la justicia civil. Es algo espiritual, el aliento de algo que no podemos casi describir, y que definitivamente sabemos que está allí. Una parte profunda, interna, de nosotros sabe que es un misterio a ser develado, con suerte, antes de que todos nosotros nos muramos.

 

EN LA CASA DEL FARAÓN

 

El título de este artículo, “Vagando en el Desierto”, hace referencia a la antigua historia de los Hijos de Israel en el Viejo Testamento de la Biblia. Cuando Moisés los encontró, eran esclavos trabajando duramente en la casa de un gobernante egipcio, un rey que poseía mucho poder y riqueza material.

Los Baby Boomers que han emergido con la sociedad moderna pueden dividirse básicamente en dos grupos principales. A algunos de ellos, como el mismo Moisés, se les ha dado una gran influencia sobre la multitud. Ciertamente, Moisés era estimado en Egipto como si fuese un Hijo de Faraón.

Otros de esta generación se encuentran a sí mismos en territorio más mundano. Tenemos trabajos, hemos tenido familias, y hemos encontrado aliados en nuestra lucha diaria por el pan. Nuestros “pozos de ladrillo” pueden ser más cómodos que los que tenían los que estaban en Egipto, pero en lo más profundo todavía nos sentimos como esclavos. Somos seres infinitos, en muchos universos, que nos hemos encadenado al Mundo de la Forma. ¡Estamos recordando nuestro estado anterior y los sentimientos están comenzando a desbordar!

Durante una generación entera, nacida entre 1945 y 1957 (o sus cercanías), esta incongruencia básica entre la opulencia del cuerpo y la pobreza del alma ha sido una espina alojada en lo profundo de nuestra Conciencia Colectiva. Nacimos como idealistas, redentores, revolucionarios. Hemos transado por una mediocridad segura.     

Nuestros Gobiernos han crecido con nosotros, reforzando nuestra necesidad de seguir olvidando. Nuestros líderes nos ocultan cosas porque sienten que nos sentiríamos mal si descubriésemos la verdad de lo que realmente está sucediendo en nuestro mundo.

El Espíritu está vivo nuevamente por toda la Tierra. Poco a poco, se elevan voces para decir las palabras y frases secretas que abrirán la Caja de Pandora. Las voces todavía son quedas y suaves y su mensaje cae sólo en los oídos de aquellos que están listos. Poco a poco, nuestro Grupo Álmico ha comenzado a estirarse y a respirar nuevamente. Estamos comenzando a recordar.

Si el enemigo de nuestra libertad espiritual se encuentra en el interior, entonces también lo está el campo de batalla. La legislación social no nos cambió en los 60s. Todo lo que hizo fue crear agencias reguladoras costosas que claman por el dinero de los impuestos y aumentan nuestra plétora de papeleo. El cambio real no es meramente político. Sólo puede llegar a través de la transformación personal interior.

Hace años, cuando la verdad salió de nuestros jóvenes labios, nuestros padres nos convencieron de lo contrario. Prohibieron a nuestros compañeros de juegos imaginarios, explicaron nuestros sueños y visiones, nos amenazaron para que cesásemos nuestros murmullos altamente intuitivos y nos acunaron para que nos durmiésemos. Hoy en día estamos despertando. Somos canales que brotan, psíquicos, videntes, profetas, maestros, sanadores y visionarios en abundancia. Estamos contando nuestra verdad con amor, y la gente está escuchando realmente lo que decimos, ¡y lo cree!

 

DANDO VUELTAS EN CÍRCULOS  

 

Lo que les pasó a los Hijos de Israel cuando dejaron la Casa del Faraón nos está sucediendo a los Baby Boomers hoy en día. Porque ellos dudaron del Espíritu y sólo podían creer en los ídolos hechos de oro, toda una generación tuvo que desaparecer antes de que se le permitiese entrar al pueblo en la Tierra Prometida.

Pronto los Baby Boomers comenzarán a morir. Muchos de nosotros todavía estamos vagando en círculos, tratando de entender a quién obedecer y qué venerar. Aunque elegimos una religión organizada en los 70s y 80s para enraizarnos y enfocarnos, nos adormeció la tendencia de nuestros clérigos a darnos la papilla en la boca en lugar de alentarnos a ir a nuestro interior y descubrir la verdad por nosotros mismos.

El psicólogo Carl Jung fue citado una vez diciendo que: “la religión es la defensa contra la experiencia religiosa”.  La mayoría de nosotros hemos olvidado cuán fáciles pueden ser las cosas cuando las bocas de los bebés se abren, cuando la voz clara del Espíritu dentro de cada uno de nosotros puede fluir sin obstáculos desde nuestro núcleo central.

¡Todavía estamos buscando a la vuelta de la esquina o debajo de las piedras para descubrir quién está escuchando y qué horrores pueden recaer sobre nosotros si nos atrevemos a hablar las verdades que conocemos! Como en vidas pasadas, ¿seremos capturados, acusados, torturados o quemados vivos? ¿O ahora es tiempo de dejar de lado las precauciones y gritar desde los tejados lo que una vez sólo nos atrevimos a murmurar, y sólo entre aquellos que considerábamos “seguros”?

 

INGRESANDO AL PORTAL

 

La generación que fue testigo de esta nueva transición sobre la Tierra será osada y será intrépida, su memoria de persecuciones anteriores se habrá borrado de sus mentes y corazones. Los que no puedan desprenderse del miedo morirán, pero entraránen la Tierra Prometida en los corazones de la Próxima Generación. Los Niños de las Estrellas, como se ha mencionado en la Parte Uno, son aquellos que nacieron a partir de 1973. Son los hijos de los Baby Boomers, o lo que el Espíritu llama “Transicionales” que vinieron antes que ellos. Son los que han sido equipados para entrar en el infinito mientras todavía están enfocados en forma física. A su lado, estarán los Baby Boomers que mental y espiritualmente hayan “mejorado” para llevar a cabo esta tarea pasmosa.

El desafío real, por supuesto, será cómo liberar lenta y cuidadosamente el torniquete de control que hemos puesto sobre nuestro conocimiento interno sin causar una hemorragia en la sociedad. Nuestras escuelas todavía están programadas para “enseñar”  cosas a los Niños de las Estrellas. Queremos que memoricen y teoricen, porque así es como a los Baby Boomers se les enseñó a existir en un mundo de olvido.  Nos estamos engañando a nosotros mismos, mis amigos.

 

SINTONIZANDO EL PODER

 

Si nuestra sociedad actual va a sobrevivir por los próximos 30 años, todos nosotros tendremos que volvernos a nuestro interior y pedirle a nuestro traumatizado niño que despierte y nos recuerde todo el conocimiento que nos cercenaron en aquellos años tempranos. Si no lo podemos hacer, entonces debemos permitir que nuestro niño exterior lo haga por nosotros. Los que nacieron después de nosotros llevan las semillas de lo que una vez perdimos de nuestra Conciencia Colectiva. Nos bloqueamos a nosotros mismos una vez. No nos atrevemos a hacerlo nuevamente. Los Niños de las Estrellas funcionan naturalmente desde un lugar interior al que sus padres nunca fueron invitados cuando ellos eran jóvenes. Son góticos, tienen una imaginación salvaje y pueden enfocarse en muchas realidades a la vez. ¡Más importante aún es que tienen el buen juicio de callarse al respecto! Saben innatamente que no deben presionar a sus padres demasiado sobre “lo sobrenatural”. Sin embargo, ellos tratan con eso a diario y regularmente, sin obstáculos ni temor.

Somos nosotros los que necesitamos aprender de ellos. Instituciones educativas anticuadas, dotadas de personal que parecen clones robóticos con “oficio”, que deben ser reemplazados por grupos de aprendizaje real que puedan explorar las habilidades vitales que los niños realmente piensen que les serán útiles. Esto resolverá el “déficit de pasión” que tantos maestros parecen notar en sus alumnos.

Al decir esto, no estoy implicando que necesitemos deshacernos completamente de nuestro sistema educativo actual. Esa sería una “hemorragia” que produciría pánico y confusión en nuestra sociedad. Las chances son que estos nuevos clanes y tribus educativos sean paraprofesionales por naturaleza, creciendo alrededor de nuestro actual sistema educativo.

Actualmente están ocurriendo cosas en el movimiento de llevar el aula al hogar que se volverá la matriz  para la educación del futuro. Sin embargo, el curriculum debe involucrar una experiencia de aprendizaje tanto para los maestros como para los alumnos.  ¡Los grupos de ambas edades tienen claras lecciones que compartir! El egotismo de la discriminación por la edad debe morir. Como dije en la primera parte, de todas maneras, ellos no son realmente niños. Son viejos.

¿Estamos buscando cuáles “curriculum” presentarles a nuestros chicos en estas nuevas “Academias de las Estrellas”?  Todo lo que tenemos que hacer es seguirlos afuera a jugar cuando llegan a casa de la escuela. Su “juego” es realmente el TRABAJO que los está preparando para lo que hay por delante. No lo podemos ver porque no razonamos desde su perspectiva. Los juegos de “Calabozos y Dragones” o “Magia, el Suceso”, por ejemplo,  enseñan la imaginación y la creación desde adentro, estirándose y ejercitando asombrosamente las ágiles mentes jóvenes. Los video juegos les dan a conocer a nuestros niños muchos de los habitantes de los reinos espirituales que son REALES, que existen justo fuera de nuestra Conciencia Colectiva. Al “jugar” con bestiecitas en un programa de computación, los chicos en realidad se están aclimatando en la vida en el Multiuniverso.

Muchos de los libros de historia con los que apabullamos a nuestros chicos serían increíblemente fascinantes para las mentes jóvenes si los dejásemos elegir las partes de la historia que los estimulan y les interesan. Podemos aprender y priorizar nuestras propias preguntas sobre la historia al notar qué es lo que atrae el interés de nuestros chicos. Como las instrumentadoras en el quirófano, podemos beneficiarnos al quedarnos atrás y simplemente entregar las herramientas a los verdaderos doctores de nuestra sociedad, tomándonos tiempo para explicarles (cuando pidan información, lo que harán), exactamente cómo funcionan los artefactos que les hemos preparado. Y no debemos sorprendernos si detienen y rediseñan unos cuantos para nosotros. Así se hace en el Nuevo Mundo.

Los educadores argüirán: “¿Y qué pasa con la lectura, la escritura, la aritmética? ¡Seguramente deben aprender eso!” Y seguramente lo harán, a su debido tiempo. Sólo necesitamos salirnos de su camino para no crear una respuesta de rebelión contra nuestros métodos de enseñanza prefabricados. Cuando los mandatos para aprender son removidos, el deseo de saber siempre aumenta. ¿Cómo podría ser de otra forma? Estos chicos tienen SÚPER COMPUTADORAS por cerebros. ¿Realmente creen que se dejarán estar ociosos una vez que nos salgamos de sus espaldas y fuera de su camino?

En la película “Hook”, producida por Steven Spielberg hace unos años, encontramos una versión actualizada de la historia de Peter Pan. En esta maravillosa y divertida obra, el Capitán Garfio entra una vez más el mundo de ese Niño Eterno (que desde hace tiempo creció para convertirse en un acaudalado abogado) y tiene éxito en robarle sus hijos, ¡como de igual forma nos ha robado a muchos de nuestros hijos hoy en día! Lo hace para provocar a Peter ( y a nosotros)  a seguirlo de regreso a la Tierra de Nunca Jamás y que luchemos contra sus piratas una vez más. Justo después que Hook le roba los hijos alevosamente, Peter Banning (¡se cambió el nombre!) es confrontado con una envejecida y quebrantada Wendy, quien gentil pero firmemente sostiene una copia de su fotografía en un libro de historias y lo desafía a recordar. Le grita: “Chico... ¿¿¿no sabes quién eres???”  Y, mis queridos amigos Baby Boomers... hoy  el Espíritu les está haciendo esa misma pregunta a todos ustedes.

 

RECORDANDO NUESTRO PENSAMIENTO FELIZ

 

En la Tierra de Nunca Jamás, el requisito para volar es que seamos capaces de sostener un “pensamiento feliz” en nuestra mente, algo con el poder de ELEVARNOS por encima del mundo cotidiano. Para Peter Banning en “Hook”, ese pensamiento feliz fue la alegría que sintió cuando se convirtió en padre.

Nosotros los Baby Boomers necesitamos llegar bien adentro de nuestros propios corazones y encontrar qué nos hará elevarnos ahora y volar a NOSOTROS. Cuando encontremos nuestra propia “magia”, no será como creímos que sería. Incluso tal vez no requiera tanto sacrificio como se nos dijo que lo haría cuando la entregamos hace ya tanto.

Los Niños de las Estrellas están esperando que sigamos su ejemplo Saben cómo ingresar por esa puerta a la Tierra Prometida, pero están vacilantes acerca de dejarnos atrás. Están muy seguiros de lo que saben, pero preferirían ir con nosotros que dejarnos aquí en el desierto de nuestras tradiciones y nuestros “negocios habituales”. Nuestra meta debe ser dejar que ese “conocimiento secreto” comience a aflorar libremente de nuevo. El fruto del árbol es dulce y ya no hay una sentencia de muerte si lo probamos. ¿Estamos listos para creerlo? 

 

PARTE 3 – LOS NIÑOS CAMBIADOS

 

Cada padre con niños pequeños sabe cuán difícil es hacer que estas criaturitas estén listas cuando es tiempo de irse a la cama. A través de los siglos, los padres de muchas naciones han desarrollado cada uno sus formas propias y exclusivas de llevar la paz al ritual de irse a dormir.

Nuestros ancestros celtas inventaron hace mucho un método para apaciguar a los chiquitos que muchos sienten ha hecho maravillas al respecto. Es la leyenda de los Niños Cambiados. Muchos de ustedes, sin duda, han escuchado narraciones sobre “la gente pequeña”. Algunos los llaman gnomos, otros los llaman duendes y todavía otros hablan de las hadas.

La leyenda demanda que los niños obedezcan a sus padres cuando llega la hora de irse a la cama. Deben arroparse a sí mismos rápidamente, cerrar sus ojitos e irse pronto a la tierra de los sueños. Si por alguna razón se resistiesen a dormir y estarse quietos, corren el riesgo de ser llevados a la tierra de las hadas, donde la gente pequeña los mantendrá prisioneros para siempre. Esos niños malos, según la leyenda, no volverán a ver a sus padres. Lo que se dejará en su lugar se conoce como un “niño cambiado”.

En esencia, un Niño Cambiado es el cuerpo de un niño que ya no tiene al “chico” adentro. El cuerpo camina, habla e incluso va a la escuela, pero la esencia del niño vive en otro lugar. Los que escuchaban esta leyenda se la tomaban tan en serio que una vez que se invocaba la leyenda, había pocos problemas de ahí en más para hacer que los niños se fuesen a dormir. A veces los padres cansados y ofuscados hacen cosas crueles. Inventan monstruos y luego deben pasarse años tratando de convencer a sus asustados hijitos de que los monstruos no existen. La solución de hoy se convierte en el problema de mañana. Y así ha ocurrido con nuestros queridos y adormilados Niños de las Estrellas.

 

PROBLEMAS PARA DORMIR

 

El gran metafísico Gurdjieff, introdujo algún material fantástico de nuevo en su momento. Él aseguró que toda la vida física no es más que un sueño, y para que los Humanos permanezcamos aquí en 3D, cada uno de nosotros debe estar en trance profundo en una suerte de sueño del alma.

He hablado en otros artículos sobre el Velo del Olvido. Es una membrana semi-permeable, etérica, que rodea la conciencia de una persona en forma física, bloqueando de su memoria el conocimiento de todo lo que puede ser dentro del gran esquema de las cosas. Se le permite enfocarse aquí en este contexto de la realidad, sin ser distraído por sus muchos otros compromisos simultáneos en otros lugares.

La incapacidad para enfocarnos apropiadamente en nuestro “sueño” tridimensional es muy parecido al niño que tiene dificultades para irse a dormir. La pequeña mente del niño está dando vueltas y vueltas y él no tiene la capacidad de relajarse y viajar a la tierra de los sueños.

Muchos Baby Boomers llegaron a este planeta en esa condición. Al ser “Transicionales”, trajimos con nosotros una conciencia que era tanto humana como meta-humana. Logramos retener en nuestros bancos de memoria muchas de las cosas que otras personas han olvidado. Teníamos conocimientos y capacidades que se volvieron bastante intimidatorios para los que se encontraban con nosotros y ellos hallaron muchas formas de decírnoslo.

Los trucos y leyendas que mantuvieron bajo control a los niños celtas tienen versiones correspondientes en el folclore americano. A algunos niños locales se les ha enseñado a temer al “hombre de la bolsa”  que se dice se esconde en el ropero, mientras otros imaginan que el mismo Diablo está justo debajo de su colchón, esperando para precipitarse sobre ellos si no le hacen caso a la mamá y se van derecho a dormir.

Con el paso de los años, nuestra red de investigación ha recibido muchas historias de intimidación y vergüenza por parte de los padres, expresada hacia la gente joven que muestra “cognición” psíquica inusual. Cuando una persona lee estas historias desde el punto de vista del niño, parece muy claro que estos chicos han estado sujetos a nada menos que abuso emocional y espiritual. Expresiones como “loco, raro, o extraño”  son comunes en estos casos.

Cuando se le agregan connotaciones religiosas, implicando que los dotados psíquicamente están de algún modo relacionados o influenciados por El Diablo, las cosas van barranca abajo con facilidad. Toda la histeria de las brujas de Salem, Massachusetts, allá por los 1600s, comenzó con historias  y acusaciones acerca de que niñas pequeñas estaban relacionándose y hablando de temas espirituales. Sus padres se indignaron tanto con la idea de que algo “maligno” se había apoderado de su progenie que resultó en muchos juicios civiles e incluso ejecuciones.

 

EL NIÑO ROBADO

 

Ser amenazado con la disciplina física, prohibiciones o incluso la muerte es una perspectiva extremadamente terrorífica para un pequeño. La mayoría de los niños aprenderán a ocultar lo que saben con tal de no enfrentar el rechazo que sobreviene cuando la gente ve y declara que es diferente de la norma.

Olvidarse o dejar de lado una parte importante de la niñez (como los guías espirituales y la intuición personal) puede constituir un trauma mayor en la vida de una persona joven. Para una hermosa visualización de este proceso, uno sólo necesita examinar una copia de la película “Corazón y Almas”, distribuida hace algunos años (generalmente disponible en las tiendas de videos). Todo el argumento de la película se centra alrededor del tema principal que estamos discutiendo hoy.

Olvidar la parte mágica del yo es perder la esencia de lo que significa ser joven y estar vivo. Muchas personas llenan los sillones de los psiquiatras hoy en día, buscando los componentes perdidos de sus vidas, sucesos y hechos que puedan explicar los altos niveles de depresión y vacío que sienten. Aunque toda vida tiene sus escollos y raspones, y cada uno tiene sus efectos, pocas personas entienden completamente cuán profundamente se los hirió cuando decidieron, en un momento de su vida, dejar ir su imaginación.

 

INTERMEDIO

 

¡Los reinos de las hadas son reales! Existen en un reino al que los celtas llaman “intermedio”. Este es el nivel de conciencia que separa y bordea el sueño y el despertar. Todos pasan a través de él mientras entran y salen del adormecimiento. Es el lugar donde Peter Pan se divierte con los “niños perdidos”. Es el Portal al Multiuniverso siempre en expansión, siempre maravilloso. ¡Es la entrada al infinito!

Se encuentra suficiente verdad en la leyenda del “Niño Cambiado” para energetizar y alentar a algunos padres perezosos a utilizar la información para continuar intimidando a sus hijos. Sin embargo, las hadas que moran allí no son monstruos o bestias que devoran y esclavizan a los pequeñitos. Por el contrario, son las almas del “infantilismo” que fue separado de los niños por los adultos que no honraron y respetaron su natural asombro y espíritu juguetón.

De hecho, se dice que las hadas, los duendes y los gnomos en realidad son “la esencia infantil robada” de los mismos padres que perpetran el abuso en sus hijos. También, están hechos del viejo folclore sabio y mágico que la sociedad ya no honra más. Parece que ambas puntas del espectro de la vida pueden ser arrojadas de nuestro mundo cuando los que tienen el control no tienen paciencia ni interés para vérselas con los regalos y perspectivas que los niños  tienen para ofrecer. 

El gran metafísico y poeta W. B. Yeats escribió una obra hace mucho que se amolda perfectamente a lo que estamos discutiendo aquí. Se llama “El Niño Robado”. Habla de tinas de hadas, ratas de agua, bayas, cerezas y otras cosas mágicas. Al final de cada verso, resuena el refrán: “¡Vete, oh, niño humano! Al mar y a lo salvaje. Con un hada de la mano. Porque el mundo está más lleno de llanto de lo que puedas comprender.”4   

 

MIRANDO HACIA ADENTRO, MIRANDO HACIA ARRIBA

 

¡Para poder comprender plenamente a nuestros mágicos Niños de las Estrellas, nosotros los Baby Boomers debemos ser capaces de comprendernos plenamente a nosotros mismos! La mayoría de nosotros hemos perdido esa parte. Tenemos grandes espacios en blanco en nuestra memoria, muchos de los cuales probablemente fueron llenados con pedacitos de conocimiento que aprendimos para ocultar nuestro temor. No nos sentimos cómodos con nuestro yo espiritual y nos hemos aislado de la sabiduría que una vez fluyó tan libremente en nuestro interior.

Un Niño de las Estrellas le dijo  lo siguiente a su padre Baby Boomer que lo crió solo al morir la madre. “Quisiera haberte conocido cuando eras un niño. Quisiera que hubieses vivido en la casa de al lado para poder venir a verte y poder jugar juntos.” El efecto de esta afirmación fue demoledor. En ese momento fue como si toda una generación de niños le estuviese hablando a la especial generación de los padres, llamándolos al hogar.

Las estrellas siempre han sido maestras y guías para la humanidad. La mayoría de las constelaciones tienen nombres de Dioses, Arquetipos y otros grandes personajes. Los marinos y viajeros aprenden a seguirlas cuando están perdidos o de viaje. Ahora a nosotros, los Baby Boomers, se nos han dado luces brillantes para ayudarnos también y conducirnos al hogar.

Nosotros, los Baby Boomers, muchos de nosotros, nos hemos vuelto “Niños Cambiados”.  ¡En algún punto de nuestra infancia, algunos adultos bien intencionados pero ignorantes nos aterrorizaron, alejando  nuestra esencia5! Desde entonces, el cuerpo del niño estuvo allí, pero su alma se fue a otra parte.

Ahora estos “luceros vivos del alba” se han manifestado para nosotros en la forma de nuestros Niños de las Estrellas entrantes - una generación completa de seres que nacieron para ser guías, maestros y exploradores de la nueva experiencia planetaria que tenemos delante. Vienen a nosotros para volver a despertar a nuestro niño interior dormido, robado.

Para Peter Banning, en la película “Hook”, sus niños siempre fueron algo para lo que tenía poco tiempo. Su esposa se lo reprochaba constantemente, pero su trabajo y hacer dinero eran mucho más importantes para él que sus hijos. Luego, un día, él recordó. Volvió todo a él, lo que fue una vez y lo que había perdido. Luego de eso, ya nunca fue igual de nuevo.

¡La adultez no es nada especial! Hablamos de ser “un adulto” con el mismo tono condescendiente que usaron nuestros padres cuando nos asaltaron con el término cuando éramos pequeños. La adultez es sólo ser niños grandes, jugando con juguetes caros, que tratan y convencen a su progenie más clara y sabia de que esos juegos vacíos que jugamos son más importantes que los temas del alma y el corazón.

¿No creen que es hora de que todos nosotros crezcamos “hacia abajo”? Seguramente, podemos conservar las cualidades que nos ayudan, cosas que sabemos tienen un significado, tales como la gentileza, la buena educación, la consideración y lo demás. ¡Pero toda esa “sofocación” y severidad se tienen que ir afuera, afuera, afuera! ¡Que se vaya el Capitán Hook! ¡Que se lo coma el cocodrilo!

Este mundo seguramente está más lleno de llanto de lo que muchos de nosotros podemos comprender. Sin embargo, nuestros Niños de las Estrellas lo entienden. Y están esperando para contarlo, cuando estén seguros de que podemos manejar la información que traen.

 

 

 

 



1 Personas nacidas en la explosión demográfica ocurrida entre los años 1947 y 1957

2 según Diccionario Wiley de Psicología y Psiquiatría

3 caretakers: preferí utilizar custodios y no cuidantes del Diccionario Wiley (N de la T)

4 the hippest

4 "Come away O human child! To the waters and the wild. With a fairy hand in hand. For the world's more full of weeping than ye can understand."

5 living daylights: luceros vivos del alba