Inicio > Mis eListas > gap-argentina > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 801 al 820 
AsuntoAutor
Misión de Paz de l Susana P
INSTITUTO ARGENTIN RedLUZ/L
En la Paz de la Ma Dana Tir
Fw: Importante - U vecerca
Recordatorio: Re-u vecerca
Fw: Propuestas par vecerca
Fw: programa y par vecerca
ASCEND - MISIÓN HA Susana P
Entrada del Alma D Susana P
: Consulta Padrón Susana P
RV: Apagón Graciela
Kryon- A través de Susana P
Saludo. Bottini
Fw: Nace la Red Ar vecerca
Re: a Pablo Bottin Susana P
MULTIPLICIDAD - 2d Susana P
MULTIPLICIDAD - 1r Susana P
Fw: Retiros Extern Nombre d
Fw: Luna Llena - d veronica
Una Gran Familia Anita Ma
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Gap-Argentina
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 809     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[gap-argentina] Entrada del Alma Divina canalizado por Judith K. Moore
Fecha:Martes, 8 de Abril, 2003  03:31:10 (+0000)
Autor:Susana Peralta <susana_peralta @.......com>

ENTRADA DEL ALMA DIVINA

 

Laiolin Y el Concilio of Aboraha

A través de: Judith K Moore

(505)-351-4730

www.cropcirclesrevealed.com

redclay@...

Canalizado en el Oso Místico en Albuquerque, N.M. USA. 3/09/03

Transcribed by Nan King

Traducción:  Odilia Rivera.

 

Queremos hablarles respecto a esta inminente violencia a través de los actos inhumanos de guerra. Sus plegarias de paz son poderosas.  En esos tiempos de gran transformación, están viviendo entre dos mundos.  El viejo mundo de temor está muriendo a su alrededor y el nuevo Cielo en la Tierra está naciendo.  Esto es parecido a la zona crepuscular en una cueva. Porque la luz en la quinta dimensión está brillando a través de la oscuridad del viejo mundo de temor.  Están experimentando simultáneamente  la muerte del viejo mundo con el nacimiento de una nueva conciencia.

Cada individuo que encarnó en este planeta hizo una elección consciente, ya sea la de ser uno que experimentaría el nuevo cielo en la Tierra, o sufriría la agonía del viejo mundo.  Recuerden que esos quienes escogieron sufrir lo último, lo hará con un rechinar de dientes, como fue dicho en muchas profecías.  También fue dicho que aquellos quienes han elegido contener el nuevo cielo y nueva tierra, serían traídos hacia las aguas tranquilas y beber del néctar de la dulce miel de los lotos en flor.  Los mundos existen uno al lado del otro, simultáneamente.  Como portadores de la luz, ofrezcan compasión a esas almas que han elegido sufrir la agonía del viejo mundo.

El Presidente de USA, ha quedado de acuerdo para actuar en un papel muy importante para este tiempo de transición.  La determinación de este Presidente en su forma ilógica de perseguir una destrucción global, está despertando su conciencia.  Les animamos a que le envíen amor, ya que es la cabeza del grupo de individuos que verdaderamente creen que el Armageddon es inevitable y necesario, y desean hacer todo lo que sea posible para realizar esta profecía del final.  Históricamente ustedes han sido entrenados de que su opinión realmente no cuenta, por las muchas veces en que los justos fueron destruidos y perseguidos por la clase gobernante, la cual tenía una agenda por poder.  Los tiempos han cambiado, y mientras estamos experimentando el cambio de edades, la rejilla de miedo se ha deteriorado y un cambio masivo de conciencia está en puerta.  Las acciones y sentimientos de cada individuo son vitales mientras la conciencia alcanza su masa crítica.  El centésimo primer mono será el que incline la balanza. El Universo apoya su jornada hacia la libertad y totalidad.  Todo lo que está siendo experimentando es una oportunidad para abrir y despertar la conciencia.

 

La conciencia de un corazón da a luz la paz.  Nunca antes, en la historia de la humanidad hubo tantas almas cantando plegarias de paz.  Sepan que las voces son oídas, ya que esas son las voces que desintegrarán el paradigma y derrumbarán los muros de Jericó.  La Nueva Jerusalén está a mano, y la edad dorada está emergiendo.  Este nacimiento es inevitable.  Enfóquense en esta verdad y sosténganse verdaderos a su luz. Les insisto que no sean tentados para emerger en la ilusión de miedo y separación.  Es dentro de su benevolencia,  y su compasión que los campos de energía serán sostenidos para llevar esta nave sin daño alguno al hogar.  Es el tiempo de la Resurrección.  A pesar de que parece ser que la humanidad está en los inicios de la profetizada batalla del Anticristo, este, en verdad es el tiempo del más grande despertar en la historia de este planeta.  No han venido ahora para abrir las puertas de la Nueva Jerusalén, para que estas sean cerradas otra vez.  Ustedes han venido para traer a la humanidad a través de esos pasajes en la emergencia de una nueva creación.  Dejen que esto sea su faro y prosigan con la certeza.  Cuando hablan a su propio corazón, saben que esto es verdad.  Continúen con esta bendición, y sean la luz del valor, la luz que ilumina el mundo.

Celebramos este despertar con alegría.  Los pasajes hacia estados más elevados de conciencia, están abiertos, pasajes a los que anteriormente les fue negado el acceso en previas encarnaciones.  Les animamos en su jornada personal hacia su Ser Superior, y deseamos facilitar este encuentro largamente ansiado, el regreso hacia la Unidad.  El cuerpo dorado alma busca reunión con el centro de su ser.  Muchos obstáculos han bloqueado el sendero de iluminación mientras el iniciado buscó la unión con el Ser Superior. Ofrecemos esta meditación como una herramienta para facilitar su jornada hacia la plenitud.

 

MEDITACIÓN DE LA ENTRADA DEL ALMA.

 

Tomen unas respiraciones profundamente aclaradoras, permitiendo que cualquier preocupación del pasado o futuro salga, y enfoquen su intención sobre el momento divino, el cual es el cósmico hoy.

Enfóquense en la energía del chacra del corazón.

 

Conectando hacia el centro de compasión, invocamos conciencias más elevadas mientras entramos en un espacio sagrado.  Con nuestro intento, aceptamos guía divina, protección divina y voluntad divina.  Namaste.

 

Los saludamos con la alegría de expectativa por el milagro que está cerca.  El aliento divino ha sido recibido a través de la matriz divina de creación.  Nos paramos ahora, en la intersección, el punto de trascendencia, el punto en el cual el pasado es una memoria relatándose.  Entren en la jornada mítica de la conciencia hacia el portal de conciencia expandida.  Mis queridos, todo lo que han conocido en el ciclo de creación, los ha preparado para esta comunión con el aliento divino de la creación.  Reflexionen ahora, en la entrada de su alma, dentro del chacra del corazón, dentro de tal principio, la entrada de su alma en el chacra del corazón.  Desde esa fuente, reflejen en su jornada divina.  Jornada desde ese lugar de la ilusión de la tercera dimensión, esa realidad perceptual en que viven y yacen, jornada hacia el portal infinito.

Entren en su chacra del corazón, y al hacerlo, vengan en una comunión consciente con su tubo pránico, el cordón dorado de su alma.  Ese cetro dorado de luz que es el eje de su alma, el cual se extiende desde su chacra coronario hacia las plantas de sus pies.  Vengan en comunión con este espacio sagrado.  Entren en la cámara loto de compasión, dentro de su chacra del corazón.  Dense cuenta de que el loto está abriéndose y entren en comunión con su yo iluminado, su presencia bodhisattva.  Tomen un asiento meditativo en el centro del Loto de iluminación y mientras lo hacen, con su intento conecten hacia su esencia divina.  Invocando su Yo Superior.   

 

Experimenten la vibración de luz pura de su propia creación divina.  Recuerden, queridos, la vibración, la energía que irradia y emana desde ustedes, ahora es única. Es única como un copo de nieve individual; es su vibración cristalina.  Su resonancia estelar solo es experimentada a través de su presencia divina.  Manténganse en este lugar de comunión con su vibración única, individual.  Desde el corazón de iluminación, experimenten la canción de su alma.  Respírenla, ábranse hacia ella.  Envíenla hacia cada célula de su cuerpo; reciban una comunión del yo, con el yo divino.

Imaginen una luz irradiando desde su chacra del corazón, su propia aurora boreal divina, irradiando y llenando su campo áureo. Sintonizando su conciencia a través de su estructura celular hacia su vibración divina.

 

Experimenten la alineación de sintonización divina en cada nivel de su ser, respírenlo y experiméntelo, ya que es suyo.  Este es su centro principal. Al ir sintiendo esta irradiación llenando su microcosmos, su macrocosmos, pongan mucha atención hacia lo que estén sintiendo en el cuerpo.  Escuchen lo que éste les está diciendo.  Si hay áreas en donde sienten bloqueos, en donde esa brillantez no es verdadera y completamente recibida, con su respiración permitan que esos bloqueos se disuelvan.

Si hay áreas de su cuerpo en donde sostienen tensión, o dolor, rindan esas áreas a su propia luz divina.  Esta luz que está irradiando desde su corazón, es la luz sanadora más poderosa.  Es la canción de su alma.

 

Mientras se permiten estar en comunión completa con esta vibración divina, dense cuenta que maravilloso se siente su cuerpo.  Este es el aliento divino.  Ahora están permitiendo a su alma respirar en comunión con su esencia divina.  Enfoquen su energía en ese Loto de iluminación, con su tercer ojo, véanse a sí mismos, mientras se sientan en una postura meditativa en el loto dorado de iluminación.  Desde ese punto de vista ventajoso, pueden ver una parte de su conciencia, esa que la mayoría de los seres humanos casi no conocen.

Los traemos hacia la entrada de su alma.  Imaginen que están viendo la parte de atrás de su chacra del corazón.  Imaginen que están en la cámara del loto y que con su tercer ojo son capaces de ver esa entrada.  Esta entrada es única como un copo de nieve.  Será diferente para cada uno de ustedes.  Es la entrada hacia el reino de su alma elevada.  Están viendo el portal de unión íntima con su esencia de alma.  Permítanse a sí mismos enviar un rayo de luz desde su tercer ojo, en el loto de iluminación y conectar la energía desde su tercer ojo hacia la entrada.  La entrada del alma, este es el portal de trascendencia.

Mientras conectan su rayo de luz desde su tercer ojo, algunos podrán ver un agujero negro en espiral.  Si ven eso, irradien la luz de su yo alma divino hacia ese agujero negro y permítanlo transmutar.  Envíen su vibración curativa, su firma personal, hacia ese campo de energía y permítanle curarse.  Si ven esa clase de agujero negro haciendo espirales, este es un lugar en donde el dolor absorbe la alegría, es el lugar de la herida de su alma.  La Jornada de su alma ha sido muy larga.  En ese camino, muchos han sido heridos.  Algunos han curado esas heridas y otros no.

Esa espiral negra es el verdadero punto que sostiene el magnetismo desde las heridas que su alma ha tenido en esta larga jornada de vida.  Sean su propio divino sanador.

Envíen fuera la vibración de la esencia divina de su alma para curar las heridas de su propio yo.

Pueden recibir ayuda desde los reinos elevados, enviando un hilo dorado hacia el corazón de la creación divina.

A través de ese rayo dorado, traigan la vibración de la conciencia Crística, la vibración de la presencia YO SOY, y la completa emanación del Espíritu Santo dentro de su tubo pránico..  Llenen el cordón dorado de su alma con esa luz. Permitan que su cuerpo luminiscente se expanda.  Al hacerlo, la luz dentro de la chacra del corazón se pone más brillante ya que están conectando hacia la fuerza sanadora divina del corazón del Padre-Madre Dios.

 

Con esa luminiscencia, irradien la luz curativa y sanen la entrada hacia el alma.  Al hacerlo, fijen su intención diciendo: “A través de todos mis ciclos kármicos de creación, he generado una herida. Denme ahora la bendición de curación para el alma”  Ahora está hecho.  Sientan la distorsión aclarada.  Pueden visualizar, actualizar su entrada divina, la entrada hacia su alma.

Viajen ahora a través de esa puerta, permítanse la jornada.  Al ir haciéndola, soliciten la unión con el propósito divino, su misión de alma.  Pidan por iluminación.  Su alma ha aprendido muchas lecciones en la divina jornada del ser al Ser.  Ha experimentado enseñanzas esotéricas.  Todos esos tiempos de vida, en donde alcanzaron ciclos de alturas de iluminación, son como perlas unidas en un hilo dorado, perlas doradas de luz.  Al ir caminando a través de ese portal, fijen su intención de conectar cada una de esas perlas del hilo dorado.  Viajen ahora y pongan juntas y recolecten las semillas de sabiduría de la jornada de su alma.  Cada uno de ustedes tiene un collar de perlas de gran valor.

 

Encapsuladas en las líneas del tiempo de su conciencia, esas son joyas listas para ser recolectadas.  Viajen ahora en ese hilo dorado y experimenten cada tiempo de vida en la cual añadieron una perla a ese collar.

Cada jornada es única.  Tal vez se verán a sí mismos meditando en el Tibet, tal vez están con San Francisco de Asís.  Tal vez fueron una de las mujeres que se aventaron en los precipicios de Dover antes que encarar la Inquisición.  Encuentren en cada tiempo su yo heroico con la lección aprendida en ese tiempo de vida.  El propósito de porqué se convirtieron en su propio héroe y quien fueron en esa jornada.  Pongan juntas las semillas de sabiduría de su propia jornada de alma.

Al hacerlo, pueden sentir calor en su chacra del corazón.  Esto es bueno.  Están trayendo las semillas de sabiduría de esas jornadas maravillosas de conciencia hacia una completa iluminación en su corazón.

Muchos de ustedes estuvieron juntos en la Atlántida, viajen allí.  Ahora vamos a Lemuria, al Egipto antiguo, y a las antiguas ciudades de luz.

Pregunten como debería de ser esta vida. Viviendo esa vida han ganado los regalos que ahora traen hacia el presente para la emergencia del cielo en la Tierra y para su propia misión divina.  Al ir viajando infinitamente, algunos de ustedes experimentarán tiempos de vida en otros cosmos, en otros planetas.  Muchos de ustedes están experimentando tiempos de vida como nebulosas, como cuerpos de luz del cosmos.   Continúen reuniendo y recolectando los frutos de su jornada. Todos son regalos queridos, son todos regalos.

Su jornada los lleva a través de los ciclos de creación y al final llegan hacia el Principio.  Pueden verlo como una luz radiante a través del cosmos, en algún lugar en la distancia, el verdadero corazón de la creación.  Al irse acercando, pueden sentir el aliento divino que es el aliento de Dios.  Al irse acercado a esta luz, fijen su intención.  Declaren porqué han venido: “He viajado hacia mi propia creación cósmica para ser el guía de mi alma.  He venido a casa.  Me paro ahora, listo para entrar en completa unión con la luz divina de la creación.  Mientras viajo hacia esta luz, pido un conocimiento intuitivo hacia mi misión divina y al propósito de mi alma”  Respiren esta intención.  Experiméntenla.  Déjenla ser  recibida totalmente en su mente, cuerpo, espíritu y alma.  Vayan hacia la luz, entren en unión con el Principio.

Muchos ahora han de estar experimentando profundos estados de paz.  Tal vez están teniendo experiencia de luz.  Tal vez están experimentando calor en su cuerpo.  Ríndanse. Dense totalmente en sumisión hacia la voluntad del Espíritu Santo, la cual es la voluntad de su corazón, sabiendo que han venido hasta el punto de una sagrada comunión con la fuente divina.

Observen que es lo que su cuerpo está sintiendo.  Memoricen este sentimiento, este momento de paz profunda.  Sepan que esto es verdad, porque ahora están experimentando la vibración de amor puro, la energía de creación cósmica que trasciende todo.  Con su intento, hablen a su mente consciente, su cuerpo viviente.  Pídanle recibir y aceptar esta vibración, saber que esta unión es posible todos los días.  Reciban este ungimiento desde la fuente de su creación personal. 

 

Respiren esa verdad, recíbanla e intégrenla.  Mientras lo hacen, fijen su intención: “Desde este momento hacia adelante, Yo seguiré mi guía intuitiva. Me rindo hacia la voluntad divina, la cual es la voluntad de mi alma, recibo mi verdad personal. Al hacerlo,  yo soy la presencia Yo Soy.  Cuando regrese desde esta comunión Sagrada, con la esencia de mi alma Divina como mi fuente, traeré conmigo esta verdad para ser vivida en cada dulce y bendito momento de mi vida. Porque ahora acepto que soy un templo viviente de luz.  Nada puede distraerme de mi Yo Divino. Porque Soy Esperanza”  Dejen que esto se fije en todas las dimensiones y líneas del tiempo.  Como es arriba, así es abajo, como el espíritu, el alma, como es afuera, es adentro, sean bendecidos, así sea, así es. Ahora reciban una completa alineación armónica a través de la esencia divina.  En este estado de unión divina del yo hacia el Yo.  Se convierten en un todo como siempre lo han sido, porque la jornada los ha distraído de su vibración original.  Pero la vibración siempre ha estado allí para ustedes.  Esta verdad es suya.  Es recibida.  Debido a que somos servidores planetarios, y que hemos venidos juntos como un grupo, con plegarias en nuestros corazones por la paz mundial, traemos poder y libertad para la seguridad de los niños, de las futuras generaciones, de los ancianos, madres y padres, y para todos los seres encarnados aquí y mas allá del reino de vida.

 

Sabemos que cada uno de ustedes ama la paz y desean ser servidores del mundo.  Pueden hacerlo ahora en una forma poderosa.  Mientras regresan a casa desde la unión con su Yo Divino, les pedimos que envíen su vibración hacia la conciencia colectiva de la humanidad.  Con su corazón abierto en este estado elevado de conciencia, tienen una habilidad especial para ver la conciencia colectiva de su especie.  Fijen su intención en estas palabras: “Divino Creador, te pido que este regalo sea recibido por toda la humanidad.  La unión y la paz que ahora siento con mi yo alma, son tan puras y dulces, fijo mi intención de que el portal del alma sea abierto para que la humanidad viaje a través de él. Te pido que nosotros como especie, obtengamos una sintonización armoniosa con la jornada de nuestra esencia de alma divina.  Que nosotros como especie, regresemos hacia la fuente de iluminación de nuestra alma divina y nos rindamos en perfecta unión con nuestra divina prueba de alma.”  Dejen que este regalo sea recibido en el corazón de mis hermanos y hermanas.  Dejen que el regalo más grande sea servido.

 

Viajando de regreso perla tras perla hacia el portal de su alma.  Gradualmente traigan a su conciencia de regreso a través de esa entrada, y mientras lo hacen, tomen un momento de respeto y reverencia porque es una jornada sagrada la que han hecho. La han hecho por muchos otros también.  Esperen a la entrada y absorban el poder de esta jornada divina.  Pidan que esta experiencia sea integrada.  Que esta experiencia sea recibida y sea verdaderamente suya, y ahora ustedes SON esta experiencia.

Gracias benditos, Nosotros los del Concilio de Aboraha celebramos esta unión Sagrada.  Cada uno de ustedes son embajadores de la Gran Paz.

 

Namaste.

 

 

 

ENTRADA DEL ALMA DIVINA

 

Laiolin Y el Concilio of Aboraha

A través de: Judith K Moore

(505)-351-4730

www.cropcirclesrevealed.com

redclay@...

Canalizado en el Oso Místico en Albuquerque, N.M. USA. 3/09/03

Transcribed by Nan King

Traducción:  Odilia Rivera.

 

Queremos hablarles respecto a esta inminente violencia a través de los actos inhumanos de guerra. Sus plegarias de paz son poderosas.  En esos tiempos de gran transformación, están viviendo entre dos mundos.  El viejo mundo de temor está muriendo a su alrededor y el nuevo Cielo en la Tierra está naciendo.  Esto es parecido a la zona crepuscular en una cueva. Porque la luz en la quinta dimensión está brillando a través de la oscuridad del viejo mundo de temor.  Están experimentando simultáneamente  la muerte del viejo mundo con el nacimiento de una nueva conciencia.

Cada individuo que encarnó en este planeta hizo una elección consciente, ya sea la de ser uno que experimentaría el nuevo cielo en la Tierra, o sufriría la agonía del viejo mundo.  Recuerden que esos quienes escogieron sufrir lo último, lo hará con un rechinar de dientes, como fue dicho en muchas profecías.  También fue dicho que aquellos quienes han elegido contener el nuevo cielo y nueva tierra, serían traídos hacia las aguas tranquilas y beber del néctar de la dulce miel de los lotos en flor.  Los mundos existen uno al lado del otro, simultáneamente.  Como portadores de la luz, ofrezcan compasión a esas almas que han elegido sufrir la agonía del viejo mundo.

El Presidente de USA, ha quedado de acuerdo para actuar en un papel muy importante para este tiempo de transición.  La determinación de este Presidente en su forma ilógica de perseguir una destrucción global, está despertando su conciencia.  Les animamos a que le envíen amor, ya que es la cabeza del grupo de individuos que verdaderamente creen que el Armageddon es inevitable y necesario, y desean hacer todo lo que sea posible para realizar esta profecía del final.  Históricamente ustedes han sido entrenados de que su opinión realmente no cuenta, por las muchas veces en que los justos fueron destruidos y perseguidos por la clase gobernante, la cual tenía una agenda por poder.  Los tiempos han cambiado, y mientras estamos experimentando el cambio de edades, la rejilla de miedo se ha deteriorado y un cambio masivo de conciencia está en puerta.  Las acciones y sentimientos de cada individuo son vitales mientras la conciencia alcanza su masa crítica.  El centésimo primer mono será el que incline la balanza. El Universo apoya su jornada hacia la libertad y totalidad.  Todo lo que está siendo experimentando es una oportunidad para abrir y despertar la conciencia.

 

La conciencia de un corazón da a luz la paz.  Nunca antes, en la historia de la humanidad hubo tantas almas cantando plegarias de paz.  Sepan que las voces son oídas, ya que esas son las voces que desintegrarán el paradigma y derrumbarán los muros de Jericó.  La Nueva Jerusalén está a mano, y la edad dorada está emergiendo.  Este nacimiento es inevitable.  Enfóquense en esta verdad y sosténganse verdaderos a su luz. Les insisto que no sean tentados para emerger en la ilusión de miedo y separación.  Es dentro de su benevolencia,  y su compasión que los campos de energía serán sostenidos para llevar esta nave sin daño alguno al hogar.  Es el tiempo de la Resurrección.  A pesar de que parece ser que la humanidad está en los inicios de la profetizada batalla del Anticristo, este, en verdad es el tiempo del más grande despertar en la historia de este planeta.  No han venido ahora para abrir las puertas de la Nueva Jerusalén, para que estas sean cerradas otra vez.  Ustedes han venido para traer a la humanidad a través de esos pasajes en la emergencia de una nueva creación.  Dejen que esto sea su faro y prosigan con la certeza.  Cuando hablan a su propio corazón, saben que esto es verdad.  Continúen con esta bendición, y sean la luz del valor, la luz que ilumina el mundo.

Celebramos este despertar con alegría.  Los pasajes hacia estados más elevados de conciencia, están abiertos, pasajes a los que anteriormente les fue negado el acceso en previas encarnaciones.  Les animamos en su jornada personal hacia su Ser Superior, y deseamos facilitar este encuentro largamente ansiado, el regreso hacia la Unidad.  El cuerpo dorado alma busca reunión con el centro de su ser.  Muchos obstáculos han bloqueado el sendero de iluminación mientras el iniciado buscó la unión con el Ser Superior. Ofrecemos esta meditación como una herramienta para facilitar su jornada hacia la plenitud.

 

MEDITACIÓN DE LA ENTRADA DEL ALMA.

 

Tomen unas respiraciones profundamente aclaradoras, permitiendo que cualquier preocupación del pasado o futuro salga, y enfoquen su intención sobre el momento divino, el cual es el cósmico hoy.

Enfóquense en la energía del chacra del corazón.

 

Conectando hacia el centro de compasión, invocamos conciencias más elevadas mientras entramos en un espacio sagrado.  Con nuestro intento, aceptamos guía divina, protección divina y voluntad divina.  Namaste.

 

Los saludamos con la alegría de expectativa por el milagro que está cerca.  El aliento divino ha sido recibido a través de la matriz divina de creación.  Nos paramos ahora, en la intersección, el punto de trascendencia, el punto en el cual el pasado es una memoria relatándose.  Entren en la jornada mítica de la conciencia hacia el portal de conciencia expandida.  Mis queridos, todo lo que han conocido en el ciclo de creación, los ha preparado para esta comunión con el aliento divino de la creación.  Reflexionen ahora, en la entrada de su alma, dentro del chacra del corazón, dentro de tal principio, la entrada de su alma en el chacra del corazón.  Desde esa fuente, reflejen en su jornada divina.  Jornada desde ese lugar de la ilusión de la tercera dimensión, esa realidad perceptual en que viven y yacen, jornada hacia el portal infinito.

Entren en su chacra del corazón, y al hacerlo, vengan en una comunión consciente con su tubo pránico, el cordón dorado de su alma.  Ese cetro dorado de luz que es el eje de su alma, el cual se extiende desde su chacra coronario hacia las plantas de sus pies.  Vengan en comunión con este espacio sagrado.  Entren en la cámara loto de compasión, dentro de su chacra del corazón.  Dense cuenta de que el loto está abriéndose y entren en comunión con su yo iluminado, su presencia bodhisattva.  Tomen un asiento meditativo en el centro del Loto de iluminación y mientras lo hacen, con su intento conecten hacia su esencia divina.  Invocando su Yo Superior.   

 

Experimenten la vibración de luz pura de su propia creación divina.  Recuerden, queridos, la vibración, la energía que irradia y emana desde ustedes, ahora es única. Es única como un copo de nieve individual; es su vibración cristalina.  Su resonancia estelar solo es experimentada a través de su presencia divina.  Manténganse en este lugar de comunión con su vibración única, individual.  Desde el corazón de iluminación, experimenten la canción de su alma.  Respírenla, ábranse hacia ella.  Envíenla hacia cada célula de su cuerpo; reciban una comunión del yo, con el yo divino.

Imaginen una luz irradiando desde su chacra del corazón, su propia aurora boreal divina, irradiando y llenando su campo áureo. Sintonizando su conciencia a través de su estructura celular hacia su vibración divina.

 

Experimenten la alineación de sintonización divina en cada nivel de su ser, respírenlo y experiméntelo, ya que es suyo.  Este es su centro principal. Al ir sintiendo esta irradiación llenando su microcosmos, su macrocosmos, pongan mucha atención hacia lo que estén sintiendo en el cuerpo.  Escuchen lo que éste les está diciendo.  Si hay áreas en donde sienten bloqueos, en donde esa brillantez no es verdadera y completamente recibida, con su respiración permitan que esos bloqueos se disuelvan.

Si hay áreas de su cuerpo en donde sostienen tensión, o dolor, rindan esas áreas a su propia luz divina.  Esta luz que está irradiando desde su corazón, es la luz sanadora más poderosa.  Es la canción de su alma.

 

Mientras se permiten estar en comunión completa con esta vibración divina, dense cuenta que maravilloso se siente su cuerpo.  Este es el aliento divino.  Ahora están permitiendo a su alma respirar en comunión con su esencia divina.  Enfoquen su energía en ese Loto de iluminación, con su tercer ojo, véanse a sí mismos, mientras se sientan en una postura meditativa en el loto dorado de iluminación.  Desde ese punto de vista ventajoso, pueden ver una parte de su conciencia, esa que la mayoría de los seres humanos casi no conocen.

Los traemos hacia la entrada de su alma.  Imaginen que están viendo la parte de atrás de su chacra del corazón.  Imaginen que están en la cámara del loto y que con su tercer ojo son capaces de ver esa entrada.  Esta entrada es única como un copo de nieve.  Será diferente para cada uno de ustedes.  Es la entrada hacia el reino de su alma elevada.  Están viendo el portal de unión íntima con su esencia de alma.  Permítanse a sí mismos enviar un rayo de luz desde su tercer ojo, en el loto de iluminación y conectar la energía desde su tercer ojo hacia la entrada.  La entrada del alma, este es el portal de trascendencia.

Mientras conectan su rayo de luz desde su tercer ojo, algunos podrán ver un agujero negro en espiral.  Si ven eso, irradien la luz de su yo alma divino hacia ese agujero negro y permítanlo transmutar.  Envíen su vibración curativa, su firma personal, hacia ese campo de energía y permítanle curarse.  Si ven esa clase de agujero negro haciendo espirales, este es un lugar en donde el dolor absorbe la alegría, es el lugar de la herida de su alma.  La Jornada de su alma ha sido muy larga.  En ese camino, muchos han sido heridos.  Algunos han curado esas heridas y otros no.

Esa espiral negra es el verdadero punto que sostiene el magnetismo desde las heridas que su alma ha tenido en esta larga jornada de vida.  Sean su propio divino sanador.

Envíen fuera la vibración de la esencia divina de su alma para curar las heridas de su propio yo.

Pueden recibir ayuda desde los reinos elevados, enviando un hilo dorado hacia el corazón de la creación divina.

A través de ese rayo dorado, traigan la vibración de la conciencia Crística, la vibración de la presencia YO SOY, y la completa emanación del Espíritu Santo dentro de su tubo pránico..  Llenen el cordón dorado de su alma con esa luz. Permitan que su cuerpo luminiscente se expanda.  Al hacerlo, la luz dentro de la chacra del corazón se pone más brillante ya que están conectando hacia la fuerza sanadora divina del corazón del Padre-Madre Dios.

 

Con esa luminiscencia, irradien la luz curativa y sanen la entrada hacia el alma.  Al hacerlo, fijen su intención diciendo: “A través de todos mis ciclos kármicos de creación, he generado una herida. Denme ahora la bendición de curación para el alma”  Ahora está hecho.  Sientan la distorsión aclarada.  Pueden visualizar, actualizar su entrada divina, la entrada hacia su alma.

Viajen ahora a través de esa puerta, permítanse la jornada.  Al ir haciéndola, soliciten la unión con el propósito divino, su misión de alma.  Pidan por iluminación.  Su alma ha aprendido muchas lecciones en la divina jornada del ser al Ser.  Ha experimentado enseñanzas esotéricas.  Todos esos tiempos de vida, en donde alcanzaron ciclos de alturas de iluminación, son como perlas unidas en un hilo dorado, perlas doradas de luz.  Al ir caminando a través de ese portal, fijen su intención de conectar cada una de esas perlas del hilo dorado.  Viajen ahora y pongan juntas y recolecten las semillas de sabiduría de la jornada de su alma.  Cada uno de ustedes tiene un collar de perlas de gran valor.

 

Encapsuladas en las líneas del tiempo de su conciencia, esas son joyas listas para ser recolectadas.  Viajen ahora en ese hilo dorado y experimenten cada tiempo de vida en la cual añadieron una perla a ese collar.

Cada jornada es única.  Tal vez se verán a sí mismos meditando en el Tibet, tal vez están con San Francisco de Asís.  Tal vez fueron una de las mujeres que se aventaron en los precipicios de Dover antes que encarar la Inquisición.  Encuentren en cada tiempo su yo heroico con la lección aprendida en ese tiempo de vida.  El propósito de porqué se convirtieron en su propio héroe y quien fueron en esa jornada.  Pongan juntas las semillas de sabiduría de su propia jornada de alma.

Al hacerlo, pueden sentir calor en su chacra del corazón.  Esto es bueno.  Están trayendo las semillas de sabiduría de esas jornadas maravillosas de conciencia hacia una completa iluminación en su corazón.

Muchos de ustedes estuvieron juntos en la Atlántida, viajen allí.  Ahora vamos a Lemuria, al Egipto antiguo, y a las antiguas ciudades de luz.

Pregunten como debería de ser esta vida. Viviendo esa vida han ganado los regalos que ahora traen hacia el presente para la emergencia del cielo en la Tierra y para su propia misión divina.  Al ir viajando infinitamente, algunos de ustedes experimentarán tiempos de vida en otros cosmos, en otros planetas.  Muchos de ustedes están experimentando tiempos de vida como nebulosas, como cuerpos de luz del cosmos.   Continúen reuniendo y recolectando los frutos de su jornada. Todos son regalos queridos, son todos regalos.

Su jornada los lleva a través de los ciclos de creación y al final llegan hacia el Principio.  Pueden verlo como una luz radiante a través del cosmos, en algún lugar en la distancia, el verdadero corazón de la creación.  Al irse acercando, pueden sentir el aliento divino que es el aliento de Dios.  Al irse acercado a esta luz, fijen su intención.  Declaren porqué han venido: “He viajado hacia mi propia creación cósmica para ser el guía de mi alma.  He venido a casa.  Me paro ahora, listo para entrar en completa unión con la luz divina de la creación.  Mientras viajo hacia esta luz, pido un conocimiento intuitivo hacia mi misión divina y al propósito de mi alma”  Respiren esta intención.  Experiméntenla.  Déjenla ser  recibida totalmente en su mente, cuerpo, espíritu y alma.  Vayan hacia la luz, entren en unión con el Principio.

Muchos ahora han de estar experimentando profundos estados de paz.  Tal vez están teniendo experiencia de luz.  Tal vez están experimentando calor en su cuerpo.  Ríndanse. Dense totalmente en sumisión hacia la voluntad del Espíritu Santo, la cual es la voluntad de su corazón, sabiendo que han venido hasta el punto de una sagrada comunión con la fuente divina.

Observen que es lo que su cuerpo está sintiendo.  Memoricen este sentimiento, este momento de paz profunda.  Sepan que esto es verdad, porque ahora están experimentando la vibración de amor puro, la energía de creación cósmica que trasciende todo.  Con su intento, hablen a su mente consciente, su cuerpo viviente.  Pídanle recibir y aceptar esta vibración, saber que esta unión es posible todos los días.  Reciban este ungimiento desde la fuente de su creación personal. 

 

Respiren esa verdad, recíbanla e intégrenla.  Mientras lo hacen, fijen su intención: “Desde este momento hacia adelante, Yo seguiré mi guía intuitiva. Me rindo hacia la voluntad divina, la cual es la voluntad de mi alma, recibo mi verdad personal. Al hacerlo,  yo soy la presencia Yo Soy.  Cuando regrese desde esta comunión Sagrada, con la esencia de mi alma Divina como mi fuente, traeré conmigo esta verdad para ser vivida en cada dulce y bendito momento de mi vida. Porque ahora acepto que soy un templo viviente de luz.  Nada puede distraerme de mi Yo Divino. Porque Soy Esperanza”  Dejen que esto se fije en todas las dimensiones y líneas del tiempo.  Como es arriba, así es abajo, como el espíritu, el alma, como es afuera, es adentro, sean bendecidos, así sea, así es. Ahora reciban una completa alineación armónica a través de la esencia divina.  En este estado de unión divina del yo hacia el Yo.  Se convierten en un todo como siempre lo han sido, porque la jornada los ha distraído de su vibración original.  Pero la vibración siempre ha estado allí para ustedes.  Esta verdad es suya.  Es recibida.  Debido a que somos servidores planetarios, y que hemos venidos juntos como un grupo, con plegarias en nuestros corazones por la paz mundial, traemos poder y libertad para la seguridad de los niños, de las futuras generaciones, de los ancianos, madres y padres, y para todos los seres encarnados aquí y mas allá del reino de vida.

 

Sabemos que cada uno de ustedes ama la paz y desean ser servidores del mundo.  Pueden hacerlo ahora en una forma poderosa.  Mientras regresan a casa desde la unión con su Yo Divino, les pedimos que envíen su vibración hacia la conciencia colectiva de la humanidad.  Con su corazón abierto en este estado elevado de conciencia, tienen una habilidad especial para ver la conciencia colectiva de su especie.  Fijen su intención en estas palabras: “Divino Creador, te pido que este regalo sea recibido por toda la humanidad.  La unión y la paz que ahora siento con mi yo alma, son tan puras y dulces, fijo mi intención de que el portal del alma sea abierto para que la humanidad viaje a través de él. Te pido que nosotros como especie, obtengamos una sintonización armoniosa con la jornada de nuestra esencia de alma divina.  Que nosotros como especie, regresemos hacia la fuente de iluminación de nuestra alma divina y nos rindamos en perfecta unión con nuestra divina prueba de alma.”  Dejen que este regalo sea recibido en el corazón de mis hermanos y hermanas.  Dejen que el regalo más grande sea servido.

 

Viajando de regreso perla tras perla hacia el portal de su alma.  Gradualmente traigan a su conciencia de regreso a través de esa entrada, y mientras lo hacen, tomen un momento de respeto y reverencia porque es una jornada sagrada la que han hecho. La han hecho por muchos otros también.  Esperen a la entrada y absorban el poder de esta jornada divina.  Pidan que esta experiencia sea integrada.  Que esta experiencia sea recibida y sea verdaderamente suya, y ahora ustedes SON esta experiencia.

Gracias benditos, Nosotros los del Concilio de Aboraha celebramos esta unión Sagrada.  Cada uno de ustedes son embajadores de la Gran Paz.

 

Namaste.