Inicio > Mis eListas > gap > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 1881 al 1920 
AsuntoAutor
ALAI: Movimientos Ricardo
Unificacion del gr Ricardo
El perdón, una for Ricardo
Consejo Quetzal Ricardo
UN MANUAL PARA LA Jose And
porloschicos.com Ricardo
13 de Mayo, d Ricardo
breve resumen de l fuego ag
Please!!!!!! Antonia
¿QUIENES SOMOS 6 henrique
Caravana Arcoiris Ricardo
HABLA MARIA, MADRE Ricardo
Participa en las p Ricardo
El reporte de Sola Leon
La Historia Olvida Ricardo
CONFIANZA.....esa yo
Fw:] Dana Tir, en maria
FW: Meditacion por Ricardo
$4 MILLONES A DISP Ricardo
MEDITACION FUTURO Ricardo
OJO...URGENTE...Al Thammy A
Re: OJO...URGENTE. cecilia
Mensaje I Maria Gr
¿QUIENES SOMOS? P. henrique
Reporte de Solara Isabel S
Re: remocion de im Ricardo
FW: DIOS NO INVENT Ricardo
NUEVO MUNDO cesar
DIOS NO INVENTO EL Ricardo
Varias experiencia Thammy A
URGENTE...Meditaci Thammy A
Mas senales, profe Thammy A
Re: Varias experie Diana Pe
Invitation 26th of Andres A
FW: Fidelidad Ricardo
Enfrentando el Mie Ricardo
LOS CAMBIOS PLANET Ricardo
Fwd: de vital impo Elbereth
Alerta Planetaria. yo
QUIENES SOMOS, P. henrique
 << 40 ant. | 40 sig. >>
 
FORO GAP INTERNACIONAL
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 3810     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[GAP] Caravana Arcoiris por la Paz / Reporte de Primavera
Fecha:Lunes, 13 de Mayo, 2002  20:27:02 (-0600)
Autor:Ricardo Ocampo <redluz @...............mx>

 
COMUNICADO DEL SUBCOYOTE ALBERTO RUZ 
en la Primavera del 2002 
subcoyotealberto@... 
 
Huehuecóyotl, Morelos, México, 21-03-02 
Caracas, Venezuela 2-04-02 
 
Después del último mensaje colectivo que lancé desde la ciudad colonial 
andino-ecuatoriana de Cuenca al ciberespacio con el nombre de ¨COMENZANDO el 
2002 con el pié derecho¨, retomó la pluma, -digo, el teclado- para contarles 
unos episodios mas de este peregrinaje por las geografías, físicas y 
existenciales, a las que esta caprichosa vida nos lleva en su propio andar, 
día  con día, noche con noche. 
 
Se acaba el invierno del norte, comienza la primavera, pero en el Sur, los 
ciclos se invierten y aun las estaciones de la Naturaleza son completamente 
relativas. A pesar de esa constante, que todo cambia todo el tiempo menos el 
cambio,  pareciera que cada realidad adquiere una cualidad inamovible, algo 
así como una coraza que la separa de otras realidades, y que la hace sentir 
como única. Burbujas de realidades distintas, unidas entre si por túneles 
espaciales, inalámbricos, mensajes telepáticos, y que como en la 
Cablevisión, basta un aparatito para irlas pasando, una tras la otra, hasta 
escoger a la que uno quiere prestar su tiempo, energía, y hacerla suya. 
 
Estos últimos meses han sido así. Primero, en enero, la realidad caravanera 
en el poblado manteño de Agua Blanca en Ecuador, que describí en el 
Comunicado anterior, para comenzar un nuevo capítulo de la serie en Cuenca. 
En esta bella e interesante ciudad colonial, pasamos con la Caravana dos 
semanas, principalmente en el Club Rotario, un sitio de lujo con mas de 70 
camas solo para nosotros, un enorme hangar techado para vaciar los buses, 
comedor y cocina industriales, espacios de trabajo y ensayo, jardines verdes 
y espaciosos, que aprovechamos, por un lado para organizar y limpiar toda 
nuestra  infraestructura, buses, carpas, ropa, equipos, y por el otro para 
hacer una limpieza general interna de grupo, especialmente con el asunto de 
substancias ilegales, punto que periódicamente tenemos que revisar, pues es 
difícil mantener una disciplina caravanera y un consenso real en este 
delicado tema. Sin embargo, se tomaron decisiones fuertes, de acuerdo a 
nuestros acuerdos previos, y resolvimos una vez mas enfrentar la situación 
con quienes se saltaron nuestras reglas de seguridad en estos últimos meses. 
Al cabo de un tiempo, nos movimos de base a una especie de refugio Municipal 
para mujeres y menores víctimas de la violencia familiar, en el centro de la 
ciudad, adonde igualmente contamos con un galerón con docenas de literas 
exclusivamente para la Caravana, y con una cancha de básquet y para parquear 
los buses y realizar actividades artísticas para la gente del sitio y del 
barrio. A lo largo de esta temporada, establecimos óptimos contactos con la 
Dirección de Cultura de Cuenca, con un aliado incondicional, su director el 
Dr., Jorge Villavicencio, quien nos abrió las puertas de toda las 
instituciones y personalidades de la ciudad, medios de comunicación, etc., y 
con quien comenzamos a programar actividades para todo el tiempo que 
pasaremos en esta región. Decidimos también encontrar una sede para nuestro 
proyecto de Aldea de Paz para la red de mujeres ecuatorianas cerca de 
Cuenca, proyecto financiado por el Departamento de Cultura de los EUA y que 
se realizará entre fines de Mayo y Junio. 
 
En Cuenca también, un equipo de caravaneros liderados por Pilar Viteri, 
nuestra productora Quiteña, se dedicó día y noche a editar el material en 
video de los trabajos realizados en la comunidad manteña de Agua Blanca, 
dada la urgencia que teníamos Liora y yo de llevarnos copias, ella a Nueva 
York, yo a Venezuela, Dominica y México, adonde planeábamos salir en pocos 
días. Liora, a presentar el proyecto de Ecoaldeas y un audiovisual 
incluyendo a la Caravana, en las Naciones Unidas, yo a acudir al encuentro 
del Águila y el Cóndor, convocado por Phil Lane en Dominica, y a varios 
encuentros importantes en México. Justo en la última noche en la base de 
Cuenca, festejando con una fiesta el cumpleaños de la pequeña Sael, llegó a 
mis manos la cinta del ¨Señorío de Salangome¨ en su primera versión. Con 
ello me sentí listo para cambiar de canal-realidad, ya que bastó un boleto 
de avión y un par de aeropuertos, pasando por Guayaquil, para dejar atrás la 
realidad caravanera y prepararme para mi llegada a la ciudad de Caracas, 
Venezuela, a donde aterricé el día 22 de Febrero. Fui recibido en Maiquetía 
por dos princesas, la ¨Serpente¨ Giomar Sarmiento, coordinadora de CEVEP 
(Centro Venezolano de Ecoaldeas y de Permacultura) y por Egle Lee, una bella 
mujer china originaria de Ciudad Bolívar, productora de TV y asidua 
participante de los círculos esotéricos de la ciudad. 
 
Dos días después, volví a emprender el vuelo, esta vez con escala en Puerto 
Rico, rumbo a la isla de Dominica, un ex-protectorado inglés en el cual 
estaba por dar inicio la Cumbre Indígena para la Acción del Águila y el 
Cóndor, a la que asistí como miembro de la Red Americana de Ecoaldeas, junto 
con cerca de 150 invitados de 13 países y muchas más naciones indígenas del 
continente, auspiciado por el Gobierno Canadiense y la organización 4 Worlds 
Institute de Ontario, liderada por el Jefe Lakota Phil Lane. Alojados en 
varios hoteles de la ciudad-puerto de Roseau, capital de Dominica, pasé una 
semana encerrado en una sala de eventos, participando en interminables 
reuniones de trabajo y plenarias, con unas breves salidas al interior de la 
bellísima isla, para una celebración oficial y ceremonial en una aldea de la 
nación Caribe y para presenciar distintas actividades culturales y 
artísticas caribeñas en las noches. Lo más interesante de esta experiencia, 
fruto de la visión y tenacidad de Phil Lane, consistió en el intento de 
acercar en un mismo evento a miembros de distintas instituciones 
gubernamentales, con activistas, congresistas y representantes de los 
pueblos indígenas, con gente de diversas  ONG´s, y empresarios indígenas del 
norte interesados en crear sociedades con empresarios del sur. Una verdadera 
ensalada con ingredientes bastante heterogéneos, pero que me pareció un paso 
adelante para  salir de los encuentros puramente ceremoniales, puramente 
gubernamentales o puramente políticos, y como una posibilidad de facilitar 
nuevos tipos de eventos con un contenido más sustentable y ecuménico. Y 
sobre todo un espacio de diálogo donde los especialistas tienen que aprender 
a escuchar y respetar las formas y necesidades de los indígenas. Creo que 
uno de los mayores logros fue el reencuentro de las naciones caribes entre 
sí, y el fortalecimiento de sus alianzas, así como para los representantes 
del Norte conocer mejor de las necesidades y urgencias de los del Sur. Y 
para todos los presentes, conocer mejor la propuesta de Cuarto Camino que es 
la base filosófica fundamental del Instituto 4 Worlds. Quedó sobre la mesa 
el tema principal del encuentro, cómo y a cuales organizaciones indígenas 
otorgarles los grants de $100,000 dólares canadienses que ofrece el Gobierno 
Canadiense a través de sus organismos IPPP y CIDA para desarrollar programas 
sustentables en sus propios territorios. 
 
La Cumbre, como lo son en general estas reuniones, fue una oportunidad para 
establecer nuevos contactos y seguir tejiendo una red informal de 
individuos, grupos y movimientos a lo largo del continente. Para conocer 
mejor nuestra historia, para seguir acercándonos y rompiendo fronteras 
artificiales. En lo personal, mi conexión con Jane Goodall, una verdadera 
figura legendaria, la Lady de los Chimpancés, quien ha convivido con estos 
¨primos¨ nuestros por mas de tres décadas, y directora de la organización 
Roots and Shoots, que trabaja con niños y niñas de todo el mundo, fue uno de 
los más emocionantes, además del reencuentro con Taayrohyadi y Elvira 
Hernández, de la nación Ñañhu, nuestros anfitriones del 1er Consejo de 
Visiones en Temoaya, y con hermanos y hermanas, líderes indígenas de 
Ecuador, Bolivia y Perú, con quienes seguramente continuaremos trabajando 
con la Caravana en un futuro próximo. 
 
El 4 de marzo, después de pasar una noche ¨bajo custodia¨ en un hotel de San 
Juan, Puerto Rico, por falta de visa gringa, y después de ser enviado a dar 
una vuelta imprevista por Miami, fui de nuevo depositado en Caracas, adonde 
de afortunadamente me esperaba la China para llevarme a su departamento. En 
esta ocasión me encontré con un programa intenso de actividades, ceremonias, 
conferencias- audiovisuales, sobre los temas de ecoaldeas, Caravana y Pueblo 
Maya, programas de radio y TV, en especial en un recién creado centro 
integral para el desarrollo humano llamado Intenso, coordinado por nuestras 
amigas del Movimiento 13 Lunas Patricia Collazo y Marcela Boye. Igualmente, 
el fin de semana del 9 y 10, conduje a un grupo de buenos amigos en una 
finca en San Antonio, cerca de los Teques, en la construcción y celebración 
de una ceremonia de temazcal de purificación al estilo lakota-meshica. Buena 
ocasión para reconectarnos y trabajaren el fortalecimiento del equilibrio 
energético y la visión de quienes se asumen como guerreros espirituales en 
estas tierras. 
 
El 14 de marzo volé de nuevo, con una breve escala en Panamá, esta vez con 
rumbo a la ciudad de México. Un par de días para ver a mi madre, mi hija 
Mayura, organizar citas, ponerme al día de los más trascendentes 
acontecimientos de la ciudad y del país con mi compadre Toño Velasco Piña, y 
correr a Tepoztlán, para llegar a tiempo a la celebración del 20º. 
Aniversario de la fundación de nuestra ecoaldea en Huehuecóyotl. 
 
Al llegar a Huehue, me encontré a mi gente muy alborotada con los 
preparativos para la celebración, saliendo apenas de otro evento con 
duración de una semana que había reunido a más de 100 personas en la 
comunidad, para participar en un taller realizado por nuestra hermana 
Starhawk. Autora, guía, instructora, guerrera y sacerdotisa, Starhawk ha 
tomado en los últimos años un papel de liderazgo en todas las acciones de 
resistencia y lucha contra el globalismo en los distintos países donde se 
están realizado las Cumbres Mundiales de gobiernos, bancos y trasnacionales 
planeando la destrucción de lo que nos queda como recursos culturales y 
naturales del planeta. Su taller es una mezcla de técnicas ghandianas de 
resistencia pasiva,  organización de grupos afinitarios, unido a prácticas 
chamánicas, círculos, espirales, danzas y cantos de poder, todas ellas armas 
espirituales para la lucha social. Para la formación de guerreros y 
guerreras de luz. 
 
Simultáneamente a este trabajo, a pocos kilómetros, en el campamento de 
Meztitla en Tepoztlán, otro grupo de doscientas personas de todo el mundo se 
reunió para acompañar a José y Lloydine Argüelles en su último Seminario de 
Magos, otro campamento con frecuencia 13:20 que tuvo lugar para fortalecer 
la red del Movimiento Mundial de Paz para el cambio de calendario, con el 
cual hemos estado trabajando y colaborando por más de 15 años.  Los 
Argüelles, con quienes compartí una semana bellísima y muy productiva 
recientemente en Caracas, en este último año han dado un giro muy importante 
en sus enseñanzas, aterrizando muchas de sus propuestas de transformación 
espiritual, de alineamiento con los ciclos de la naturaleza y del cosmos, 
para convertirlas en propuestas prácticas, como la creación de ecoaldeas y 
de Caravanas 13:20, que sirvan como embajadas galácticas y centros para la 
formación de seres que sean ejemplo de lo que es vivir fuera del 
encantamiento de un paradigma materialista, realizando lo que es un estilo 
de vida donde el tiempo sea arte, y no dinero. Muchos de los asistentes al 
Seminario, se acercaron en esos días también a Huehuecóyotl, y acabaron 
quedándose tanto al Festival como al Consejo de Visiones, creándose de esta 
manera un vínculo entre las diferentes redes, uno de los propósitos de 
nuestra filosofía desde siempre. José y Lloydine también pasaron unas horas 
visitando Huehue, ese sitio que es uno de sus hogares planetarios, y donde 
ellos parieron muchos de sus más importantes trabajos en este último baktun. 
 
Al día siguiente de mi llegada, asistí a una reunión urgente de planeación 
del próximo Consejo de Visiones y me integré de inmediato al programa del 
Festival, a recibir invitados, y a colaborar como maestro de ceremonias en 
algunas de las actividades culturales del fin de semana. Con mas de 300 
personas, la noche del sábado 16 se presentaron 14 grupos de primera calidad 
en el teatro y foro de Huehue, trayendo cada uno lo mejor de su trabajo y 
corazón, para demostrar su agradecimiento a este centro experimental, esta 
comunidad, esta casa de todos, por la que a lo largo de dos décadas han 
pasado millares y millares de personas, y se han realizado centenares de 
eventos, biorregionales e internacionales. El sitio donde nuestros bebés se 
han convertido en jóvenes, en padres y madres, y donde nos hemos convertido 
en jóvenes abuelos algunos de nosotros. El domingo 17 fue otro maratón, 
iniciado a medio día y que se prolongó hasta después de media noche, con 13 
espectáculos de títeres, poesía, sombras, cantos concheros, danza y 
tambores, circo, audiovisuales, payasos, música de todos sabores. Otra 
ocasión que atrajo a Huehue a más de trescientos invitados, que fueron todos 
convidados a un sabroso y gigantesco mole preparado con la  mejor de las 
recetas poblano-Ocotitlana, que gozaron cada instante tanto como nosotros 
los anfitriones, y que dejaron una nube arcoirica de energía de amor, 
belleza, entusiasmo y agradecimiento flotando entre las montañas que rodean 
nuestra aldea. No puedo sino reconocer, que a pesar de ser como su fundador, 
el peor y mejor fundado crítico de Huehue, este fin de semana me sentí 
orgulloso, muy orgulloso de todo lo sembrado en estos años por todos 
nosotros en este sitio, que sigue siendo uno de los más bellos, creativos y 
mágicos que conozco en todo el mundo. 
 
La siguiente semana, la pasé entre Huehuecóyotl, Cuernavaca y el DF, 
reconectándome con mi gente, mis hijos, y preparándonos para el siguiente 
viaje a Chiapas, para colaborar en la preparación del campamento y la 
realización del 8º. Consejo de Visiones de Guardianes de la Tierra. 
 
El evento, cuyos orígenes se remontan al año 1990, cuando con los 
integrantes del Puente de Wirikuta comenzamos a crear en los Estados Unidos 
una red entre grupos Rainbow, biorregionalistas e indígenas, para proponer 
un nuevo tipo de reunión de las tribus que tuvieran un poco de pow wow, de 
congreso biorregional y de encuentro arcoiris, con características 
específicamente mexicanas. Posteriormente, recibimos en Huehuecóyotl la luz 
verde de parte de un Consejo de Guías de tradición, científicos y 
ecologistas, quines nos dieron su bendición para echar a andar nuestros 
propios Consejos. A partir de entonces, el grupo semilla se amplió a un 
equipo de una veintena de personas que por los siguientes 7 años estuvimos 
convocando y organizando  dos encuentros anuales, uno más familiar e 
informal, en alguna de las playas del Pacífico, y el segundo, propiamente el 
Consejo de Visiones, en una biorregión diferente del país. Temoaya en el 
estado de México, Mazunte en la costa de Oaxaca, Nanciyaga en Veracruz, 
Zirahuen en Michoacán, el Teopantli calpulli de MAIS en Jalisco, el 
campamento Meztitla en Morelos y el ejido Dos Palmas en Quintana Roo, fueron 
el escenario de 1991-1997 de seis encuentros nacionales y del Primer 
Encuentro Continental biorregional de Guardianes de la Tierra. Partiendo de 
un par de centenares de personas en los primeros encuentros, hasta el de 
Meztitla, que atrajo a más de 1200 participantes de 22 países diferentes, 
con una gran presencia del Movimiento Biorregionalista del Norte y del 
movimiento Rainbow internacional. 
 
En el año de 1997, en parte debido a la partida de la Caravana a Centro y 
Suramérica, como extensión del movimiento del Consejo de Visiones, y en 
parte por su propia dinámica de altibajos, los encuentros anuales se 
interrumpieron, y no fue sino hasta el año 2001, a raíz de varias visitas a 
la aldea de Tzajalá, más específicamente al centro ecoturístico de Ha Omeka 
de Silviane y Marzo Yuk, que la idea y el entusiasmo para convocar a un 8º, 
Consejo prendieron en el imaginario colectivo de la banda, como un verdadero 
fuego de pradera. El evento se realizó esta vez gracias al esfuerzo y 
decisión de mi hijo Odin, y del apoyo incondicional que recibió de algunos 
de los veteranos del equipo de Guardianes de la Tierra, como Laura Kuri, 
Helen Lembaal, Fabio Manzini, Marisela Vera, Beatrice Briggs, Cristina 
Mendoza, Luix Saldaña y de los viejos Coyotes de Huehuecóyotl, que salieron 
esta vez de su cueva, decididos para ofrecer su apoyo, visión y larga 
experiencia, a la generación de los jóvenes guerreros que ahí se dieron 
cita. 
 
El reporte detallado de las actividades que se realizaron en los siete días 
que duró el Consejo de Chiapas, puede ser solicitado a briggsbea@..., 
pero si quisiera decir aquí que depasó cualquier expectativa de todos 
nosotros, y si acaso hubo alguna queja, fue por exceso y no por carencias. 
El Consejo de Ecología reportó 26 actividades prácticas y talleres teóricos, 
además de programarse para realizar futuras actividades en San Cristóbal las 
Casas, Cancún, Palenque, Abasolo, la selva Lacandona, en ejidos, poblados y 
comunidades indígenas biorregionales. El Consejo de Arte y Cultura a su vez, 
reportó docenas de conciertos, fiestas, círculos de fuego y tambores, 
teatro, bufones, malabares, sesiones de diapositivas, danzas, música, y 
talleres de vitrales, cuero, tintes naturales, ixtle, culturas electrónica y 
punk, yoga, taichi, capoeira, encantamiento del sueño, biodanza, earthdance, 
danza del vientre, tailandesa, africana y meshica. 
 
El Consejo de Tradiciones Indígenas abrió el evento y lo cerró 
ceremonialmente, hizo sus saludos  al amanecer cada día, ofrenda Maya, a la 
Montaña,  varios tipos de temazcales, mantuvo un fuego encendido 24 horas 
por los siete días del encuentro en el Caliguey o casa sagrada, que sirvió 
como espacio de reunión del Consejo de Ancianos para dirimir disputas, 
armonizar personas, compartir enseñanzas de muchas culturas. Hubo charlas 
sobre los mayas, los calendarios, el camino blanco (Sacbé), mujeres, 
chocholtecas, caminos del sur, etc. El Consejo de Salud se mantuvo toda la 
semana dando asistencia a los más de 300 participantes, y a docenas de 
personas de las comunidades indígenas tzeltales vecinas, además de hacer 
charlas, recorridos para identificar plantas medicinales, masajes, asesoría 
en la sexualidad, nutrición y temazcales de sanación. Los jóvenes reportaron 
que su Consejo trabajó en montar el campamento, mantener la seguridad, 
organizar el transporte de la ciudad de México a Chiapas, en juegos 
participativos y en las actividades artísticas, y los niños que tuvieron el 
rió, la montaña, los juegos al aire libre, cuentos, teatro, payasos, artes 
manuales, recorridos al sitio y a los talleres de los adultos, y que fueron 
entre 25 y 30, de 1 a 12 años. El Consejo de Nueva Era veló por la armonía, 
la felicidad, el amor, la inocencia, la recuperación de la memoria, los 
horóscopos del día, ceremonias y talleres, y por mantener una frecuencia 
13:20 a lo largo del evento. Lo lograron. Y no se reportó ningún herido ni 
enfermedad grave, ningún accidente fatal, ni peleas, ni celos 
descontrolados, ningún caso de abuso de substancias o alcohol. 
 
Es decir, que en medio de una de las zonas más conflictivas de todo México, 
Chiapas, entre Ocosingo y San Cristóbal las Casas, justo donde surgió la 
guerra en 1994, y adonde hoy abundan los grupos paramilitares, priistas, 
panistas, evangelistas, comunidades zapatistas y autónomas, el ejército, la 
delincuencia civil, y los indígenas de varias etnias, manadas de turistas 
inconscientes en busca de sexo, drogas y rockanrol, espías y agentes de 
todas las agencias del mundo, una banda de ¨locos desorganizados y 
soñadores¨ logramos crear, por dos semanas, entre preparación, realización y 
limpieza dl sitio, un espacio de libertad, creatividad, igualdad, justicia, 
trabajo, divertimiento, crecimiento espiritual, educación, con personas 
llegadas de 31 países y culturas distintas. Hay que decir que ni las 
autoridades locales, ni los observadores gubernamentales, ni los de las 
ONG´s que nos visitaron, podían dar crédito de lo que veían. Punks, rastas, 
tzoziles, tzeltales, lacandones, meshicas, neohippies y hippisaurios, verdes 
y biorregionalistas, globalifóbicos, mayas galácticos, curanderos y brujos, 
chavos fresas, mochileros de todo el mundo, artistas y DJ´s punchi punchis, 
tamboreros etnomúsicos, sirenas, mamacitas y papacitos de todos colores, 
conviviendo en un ambiente de puro amor, trabajo, servicio. A pesar de las 
contradicciones, de las dificultades provocadas sobre todo por los 
conflictos entre los anfitriones y sus vecinos, de la desconfianza original 
de las autoridades locales, logramos vivir una experiencia que prendió de 
nuevo el deseo de todos los participantes de seguir adelante con los 
Consejos de Visiones, de crear páginas webs, comprar buses para nuevas 
caravanas, crear ecoaldeas, organizar conciertos, llevar el mensaje, las 
historias, las fotos, los testimonios, los videos, las memorias y darlas a 
conocer en las cuatro direcciones. Actores y testigos de un verdadero sueño 
ecotópico, dirían algunos, si no tuviéramos y pudiéramos mostrar ante sus 
ojos las bellísimas y conmovedoras imágenes y testimonios visuales y orales 
del encuentro. Seguir sembrando la esperanza, en un mundo donde las mayorías 
de sus habitantes todavía se resisten a crecer, y siguen enfrascados en sus 
pleitos adolescentes de lucha por el poder, el control, la supremacía, la 
competencia, la arrogancia, la escalada inútil de la violencia. Matando y 
siendo víctimas de sus dogmas ideológicos, religiosos, científicos, sus 
creencias y sus certezas. 
 
Pero apretemos de nuevo el botón, y cambiemos de realidad. El mundo virtual, 
nuestro mundo de hoy, donde todo es terriblemente efímero, donde conviven 
tantas realidades una al lado de la otra, como las opciones que ofrece el 
Sky el nuestras pantallas. Regreso de Chiapas a Morelos. Llegada el 9 de 
abril, después de dos semanas sin saber ¨que pasaba en el resto del mundo¨. 
Primeras noticias, la muerte de María Félix, la Doña, en primera plana, y 
por ahí también, el anuncio del Paro general decretado por PDVSA y los 
sindicatos venezolanos, como presión para hacer renunciar al presidente Hugo 
Chávez de su puesto. 
 
En el DF, entrevistas con varias personas de la fundación Ashoka, para ver 
si lleno los requerimientos para entrar a la Fellowship, y para recibir un 
estipendio como Empresario social con un proyecto innovativo por tres años. 
Para ser apoyado para seguir siendo lo que soy, para seguir haciendo lo que 
hago. Por primera vez en más de 35 años de dedicarme a estas historias. Pues 
la verdad, que ojalá que sí. Ya están disfrutando de este apoyo gente muy 
valiosa cercana a nosotros, como mis hermanas Helen Lembaal y Laura Kuri. 
Somos tantos los que la merecen, que no deberían haber tan solo 1200 Ashoka 
Fellows en el mundo, sino docenas de millares, y no solo una Ashoka sino 
docenas de instituciones como ella también. Si hay siempre presupuesto y 
apoyo para  las iniciativas de guerra, de destrucción, de agresión al medio 
ambiente, porqué hay tan pocas para los servidores de la Madre Tierra, sus 
guardianes, hijas e hijos predilectos. En fin, que si al menos hay un 
Ashoka, ya vamos de gane. Y si seguimos trabajando para hacer valer valores 
que no son los del mercado mundial, pues tarde o temprano nuestros pequeños 
haceres también harán una diferencia. Has que seguir creyendo en eso. Pase 
lo que pase. 
 
Los mensajes de Venezuela se hacen apremiantes. La China me va relatando 
como del paro se pasó a una marcha convocada por la CTV, con apoyo de medio 
millón de caraqueños indignados, pidiendo la renuncia de Chávez, y como un 
grupo de provocadores trataron de sacarlo del palacio de Miraflores y se 
armó el tiroteo y la matanza. Me mandan imágenes. Sangre en las calles de 
Caracas. No ya la cuota de sangre semanal de los muertos de siempre, de 
docenas de chavos en los barrios, las colinas, las comunas marginales, en 
ese hormiguero que rodea el aparentemente tranquilo valle al pie del Ávila. 
No, ahora es en pleno centro, y las 17 víctimas y más de 300 heridos, se 
convierten en el detonador que esta olla de presión necesitaba como excusa 
para detener a Chávez, hacerlo prisionero, mandarlo a una isla vecina, 
iniciar la cacería de chavistas, imponer un gobierno de facto, apoyado por 
parte del ejército, y declarar triunfantes que era el fin de la ¨dictadura 
comunistoide y castrista¨ del caudillo, que hace tan solo tres años llegó al 
poder con el voto casi unánime de toda la población, gran parte de la cual, 
al menos entre las clases media y alta de Caracas, ahora lo quieren hacer la 
causa de todos los males habidos y por haber. Hasta del mal tiempo, las 
catástrofes naturales o la falta de lluvias. 
 
Desde Las Tetillas, mi refugio en Morelos cuando necesito no ver a mucha 
gente, fui siguiendo las noticias y los mensajes de mi amiga China, para 
irme enterando, con pocas horas de atraso, del desarrollo de las cosas en 
Caracas. Del gobierno golpista de 24 horas de Carmona, el líder empresario 
de Fedecámaras, de las idas y vueltas del Alto Mando Militar, los arrestos, 
los intentos de echar para atrás la Constitución Bolivariana, de acabar con 
todos simpatizantes oficialistas, y de repente, el giro de las cosas, el 
retorno milagroso de Chávez, de nuevo con el apoyo del alto Mando, y su 
reaparición en escena con un tono menos arrogante, más conciliador, buscando 
el diálogo que aparentemente se negó a tener por un par de años, con ciertos 
sectores de la sociedad. 
 
Si bien parte de mi realidad me mantiene atento a lo que pasa en Venezuela, 
adonde se encuentran muchos de mis hermanos y hermanas, en México está mi 
madre, que lleva casi dos años bastante delicada, y con la que aprovecho 
pasar cada momento que puedo. Y con mis hijos, una aquí, otros allá, mis 
afectos separados, mi corazón a flor de piel, mis sentimientos atorados en 
la garganta. 
 
El 13 de abril, mi compadre Toño Velasco Piña me invitó a un almuerzo en 
casa de nuestro amigo común Alfonso Pérez Reguera, adonde recibí la enorme y 
grata de encontrarme a algunos de los principales protagonistas del cambio 
que desde hace un par de décadas se experimenta en México a nivel 
espiritual. Desde los creadores de la danza de fusión meshica-tibetana, 
Nicolás Núñez, Helena Guardia y Ana Luisa Solís, a jefes de tradición como 
el Chango Cabral y el mismo Alfonso, el autor y guardián de la tradición 
Maya  Marte Trejo y su esposa, Aduai, el compositor de la música de Regina y 
los 4 guardianes de la tradición, el fundador del Partido Verde Mexicano, 
Jorge González Torres, personajes de la política que están jugando un rol 
importante en el crear y defender una conciencia nacional- espiritual, Nilda 
González, guardiana de los volcanes y una docena mas de compañeros de las 
principales batallas sagradas que se han combatido en México desde la 
Convergencia Armónica Planetaria del 16 y 17 de agosto de 1987. 
 
Dos días mas tarde, en la librería Ghandi, la más conocida de la ciudad, nos 
volvimos a encontrar, esta vez en medio de una multitud que acudió a la 
presentación del libro ¨REGINA y el Movimiento del 68, 33 años después¨, en 
el que una docena de actores y testigos de dicho movimiento compartimos, en 
un capítulo cada uno, nuestras historias, para contribuir a darle una 
perspectiva a este movimiento de renacimiento cultural que está abanderando 
muchas de las transformaciones más sutiles que experimenta México en estos 
tiempos. Mi parte, titulada ¨La Imaginación al Poder¨, resume por un lado mi 
participación en dicho momento crucial y una recapitulación que explica el 
porqué de mi decisión actual de encontrarme al frente de la Caravana 
Arcoiris por la Paz en el Caribe, Centro y Sudamérica. Igualmente relata 
cómo me fe transferido el cargo y la responsabilidad, que por 20 años tuvo 
Velasco Piña, de ser el Testigo de los cambios en nuestro país, y cómo ese 
cargo me ha llevado a convertirme en un emisario y actor de dichas 
transformaciones en el resto del continente. 
 
El evento de la presentación del libro y mi última cita con un panel de 
especialistas de Ashoka, fueron mis dos más importantes actividades de esa 
última semana en México, brincando del DF a Cuernavaca, y de ahí a 
Huehuecóyotl, para ir cerrando mis ciclos afectivos y compromisos con alguna 
de la gente y los lugares que más amo y que en pocos días habría una vez mas 
de dejar. 
 
El domingo 21, en la casa comunal de Huehue, tuvo lugar la reunión del 
Consejo Arcoiris, coordinador del Consejo de Visiones, para hacer una 
evaluación del evento, una planificación de los próximos pasos, dar 
reconocimiento a quien se dio mas para su realización, y aprovechar que 
estábamos juntos para hacer una fiesta de despedida, tanto a mi, como a la 
compañera de mi hijo, Deva, quien estaba también por partir a la India para 
seguir sus estudios de danza tradicional Odissi. Esa noche, con tres 
proyectores, pudimos ver la selección de las mejores transparencias que el 
sueco Jan Svante de Huehue y Alejandra Cerdeño tomaron de Chiapas, que nos 
comprobaron de nuevo, que lo que juntos vivimos no había sido el efecto de 
una planta alucinógena ni de un estado de hipnosis colectiva. Tiempo de dar 
los últimos abrazos, empacar, y de un golpe salir de esa realidad de mis 
montañas verdes, las casas de duendes, hadas y de trolls, los jardines con 
plantas exóticas, el despertar con jilgueros, el corretear de mis pequeños 
Solkin y Arún, las miradas brillantes, las lágrimas del desprendimiento, una 
vez mas, otra vez más...hasta la próxima. 
 
-¨Este es un buen día para morir¨, dicen los guerreros indígenas del Norte 
al iniciar una batalla. Cuantas veces me he tenido que decir esta frase al 
abordar un avión, y saber que puede ser el último vuelo, y que nunca sé ni 
cuando regresaré, ni a quien me encontraré y a quien no en mi próximo 
regreso, si es que lo hay. Lecciones de desapego, dicen por ahí. 
 
El 23 en la noche estaba de nuevo en el departamento de la China en Caracas. 
Poniéndonos al día en todos los sentidos. Escuchando en voz propia, 
adolorida, de quienes vivieron en primera fila el efecto del caracazo y que 
están sufriendo hasta ahora las consecuencias. Los que no logran salir de su 
estado de confusión, frustración, enojo y rabia, y los que están festejando 
el retorno del caudillo. Una población en su casi totalidad dividida, 
polarizada en sus emociones y en sus convicciones. Dispuesta, en ambos 
bandos, a NO DAR UN PASO ATRÁS, es decir a seguirse preparando a volverse a 
encontrar en las calles uno frente al otro. Muchos están armados, ya no es 
sorpresa para nadie, y muchos están convencidos que no hay otra salida que 
la violencia. A pesar de que se siente un aire de impasse, y mucho menos 
tensión que cuando me fui hace apenas unas semanas. Han pasado años en estos 
días. Venezuela se ha visto obligada a despertar, al menos en su capital, y 
la gente está buscando la manera de que ese despertar no se convierta de 
nuevo en letargo, apatía, ensueño. 
 
Desde México, le había pedido a nuestra gente en Caracas que aprovechando mi 
paso por ah, de regreso a la Caravana en Cuenca, convocáramos un Circulo de 
Paz, que tuvo lugar el domingo 28 de Abril en el Parque del Este, Rómulo 
Betancourt, aquí en el centro de la ciudad. Esa mañana, acuden vestidos de 
blanco, y nos encontramos unas 40 o 50 personas en un círculo bajo unos 
bambúes de Guadua, a orillas de un laguito, en el marco de un día soleado y 
propicio para estar al aire libre. Mi sorpresa fue grande al encontrarme en 
el mismo parque, a docenas de grupos, pequeños, medianos, enormes, de 
personas haciendo algún tipo u otro de actividad en forma armoniosa, alegre, 
respetuosa uno del otro. Yoga, artes marciales, taichi, bailoterapia, 
tertulias, juegos, cantando, orando, streching, corriendo, jogging o 
haciendo gimnasia. 
 
Por unas horas, en nuestro grupo hicimos un trabajo primero de 
concientización del momento que vivimos, en Venezuela y en el mundo, y del 
papel que nos toca jugar a quienes venimos preparándonos desde hace tiempo 
para estos momentos de crisis. Con el bastón que me entregó Phil Lane en el 
centro, les recordé que los hacedores de paz no podemos tomar partidos, sino 
que tenemos que restaurar la unidad perdida. Que no es tarea fácil, pero que 
es la única manera de caminar nuestras palabras. Después, hicimos una pausa 
en silencio para reflexionar y concentrar nuestra energía de luz, y a 
continuación un trabajo de confrontación, uno a uno, para curar heridas, 
perdonar y perdonarnos por los agravios que en esta u otra vida nos 
hubiéramos podido haber inflingido. Un largo mirarnos a los ojos y reconocer 
al INLAKECK, al otro yo en  la mirada del que esta frente a nosotros. Ser 
uno con todos y con todas. Y para finalizar, nuestra hermana Leonor Fuguet, 
nos cantó algunas de sus composiciones para pedir por la unidad del pueblo 
venezolano, y para urgirnos a trabajar juntos para lograr la paz interior, 
para poderla derramar en nuestro entorno. Una mañana larga, que nos dejó a 
todos un rico sabor en el alma y un fuerte cansancio y acaloramiento en los 
cuerpos. Tiempo para regresar a nuestros hogares a poner cada cosa en su 
lugar. Para conciliarnos, cuerpo, pensamiento y sentimientos, guiados por 
nuestros más altos principios y valores. 
 
Y ya pare ir cerrando este interminable (este Subcoyote no se mide con sus 
comunicados) recuento, en estos días tranquilos en Caracas, le doy a mi ser 
un poco de descanso para prepararme para las próximas batallas. Escribí un 
ensayo sobre un paralelismo entre Venezuela y México para la revista Cábala, 
que celebra, (Muchas Felicitaciones), sus 25 años de labor en Venezuela, y 
para mandarlo a la red, sobre todo venezolana, de nuestras relaciones en 
estas tierras. Si les llegó, bueno, pues que no se indigesten con tantas 
palabras. Hace un par de días tuvieron lugar dos marchas multitudinarias 
para el 1 de Mayo en Caracas, una antichavista, la otra prochavista. No hubo 
incidentes, y se esta creando una Comisión de la Verdad para esclarecer los 
acontecimientos del 11 al 14 de abril, y castigar a los responsables, y una 
Asamblea de Diálogo para tratar de encontrar un espacio en el que las 
distintas partes antagónicas puedan comunicar sus respectivos puntos de 
vista, para al menos comenzar a escucharlos. Yo, aprovecho este momento para 
escribir este Comunicado de Primavera, que algunos de ustedes me siguen 
pidiendo que siga haciendo, y que todos están libres de usar, replicar, 
remandar, traducir o mandar al basurero ciberespacial para su composta 
virtual. Nada se crea, nada se pierde, todo se transforma. Y la realidad es 
la cancha donde transformamos en vida, nuestros sueños, y nuestras 
pesadillas. Los invito a seguir soñando, y a seguir convirtiendo sus sueños 
en realidades, es un buen ejercicio, y nos mantiene en forma, para seguir 
soñando. 
 
Desde Caracas, el Subcoyote Alberto se despide una vez más de ustedes, 
y...ya les seguiremos informando de nuestras próximas aventuras con la 
Caravana. 
 
Próximo capítulo, UNA ALDEA DE PAZ PARA MUJERES EN EL ECUADOR!! 
 
YO SOY SU OTRO YO, INLAKECH 
 
 
 
Caravana Arcoíris por la Paz 
info@... 
www.lacaravana.org (under construction/bajo construcción) 
www.tortuga.com/caravan (English) 
 
Global Village Institute: www.i4at.org 
Ecovillage Network of the Americas: http://ena.ecovillage.org 
Global Ecovillage Network: www.gaia.org 
Permacultura: www.7generaciones.org 
 
Lista de correo 
arcoruedas-subscribe@... 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
_______________________________________________________________________ 
Visita nuestro patrocinador: 
                        ~~~ OFERTA ESPECIAL ~~~ 
Discmans, equipos de música y radios digitales, DVDs, equipos MP3, etc. 
Y por cada pedido, GANA DOS NOCHES DE HOTEL PARA DOS PERSONAS GRATIS!!! 
  No hay truco, ni sorteos. P.ej, compra un discman por 49,05 euros 
 y recibe junto con el discman, DOS NOCHES DE HOTEL PARA DOS, GRATIS!! 
          Visitanos en http://www.eListas.net/arforce/43/