Inicio > Mis eListas > gap > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 5201 al 5240 
AsuntoAutor
Activacion en Colo Anáhuak
Niños de la calle Anáhuak
Movimiento Global Anáhuak
Foro Social Americ Anáhuak
Primer Contacto / Anáhuak
SELENE: LA VOLUNT Semillas
Zapatismo, Año 10 Anáhuak
Fidel en el 45 Ani Anáhuak
HOLA, amig@s..4/1 Alicia B
Ultimo Conflicto G Anáhuak
Ultimo Conflicto G Anáhuak
LA MISERIA PLANEAD Anáhuak
Shaud 5 / Tobias Anáhuak
El Despertar de la Alejandr
Compartimos la Int Dana Tir
Mucho más que buen tseyor
La verdadera histo Anáhuak
Mensaje de Aurora Adrian G
CAMBIO DE DIRECCIO Ricardo
Mensaje Tobías 24 Ricardo
Mensaje de Aurora Ricardo
Las Fabulas de Jod Ricardo
NESARA: grandes ca Ricardo
1ş de enero, Ricardo
Que es un Solari? Ricardo
Meditacion Planeta Ricardo
EQUINOCCIO DE PRIM Ricardo
Campo en las Sierr Carlos C
“LA SUBIDA DE Sintonia
Federacion Galacti Ricardo
Tobias / 24 de dic Ricardo
Pleyadianos contac Ricardo
Cualquier persona Ricardo
El momento de la t Adrian G
LA NECESIDAD DE LA Ricardo
UFOs + Implantes + maria su
filosofia cuántica tseyor
Tierra de Osos... Thammy A
PERU: domingo 11 Malena S
¿cómo te trata la Gaia Amo
 << 40 ant. | 40 sig. >>
 
FORO GAP INTERNACIONAL
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 7144     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[GAP] La verdadera historia de los Reyes Magos segun Bellringer
Fecha:Lunes, 5 de Enero, 2004  16:26:59 (-0600)
Autor:Anáhuak Net <redanahuak @..........org>

---------- 
From: Guillermo <guillermo@a2000.es> 
Reply-To: guillermo@a2000.es 
Date: Mon, 05 Jan 2004 10:28:40 +0100 
To: gap@... 
Subject: La verdadera historia de los Reyes Magos según Bellringer 
 
Artículo actualizado de opinión personal de Bellringer 
 
HISTORIA DE LA NAVIDAD 
 
Por Patrick H. Bellringer 
bellringer@...10.com 
 
Publicado el miércoles 24 de diciembre de 2003 
Escrito en diciembre del año 2000 
 
La versión oficial de la Natividad y los Reyes Magos 
es muy diferente de lo que ocurrió en realidad 
 
Esu Immanuel nació el 8 de agosto del año ocho 'antes 
de Cristo', y esta fue una de las primeras mentiras 
 
Un hombre de luz salió de un platillo y anunció a los 
pastores el nacimiento de un mensajero de la Verdad 
 
El 25 de diciembre era una fecha pagana de culto 
satánico por el dominio de la oscuridad sobre el día 
 
Los fariseos cambiaron el nombre de Esu Immanuel 
por el de 'Jesús el Cristo' para engañar a la gente 
 
También substituyeron a las naves estelares 
por 'nubes' en la falsa historia oficial de Esu 
 
Ocultaron también que 'el hijo de Dios' era 
en realidad el hijo del Arcángel Gabriel 
 
'La segunda venida de Sananda va a 
coincidir con el anuncio de Nesara para 
iniciar una era de paz e iluminación'. 
 
 
Hace mucho tiempo, en los Reinos Iluminados, cuatro grandes maestros 
examinaron los muchos planetas celestiales del cosmos, y estuvieron 
consternados por la oscuridad cada vez mayor de un planeta llamado Tierra 
Shan. Acordaron que juntos intentarían traer otra vez la luz a la oscuridad 
de Shan. De este modo se redactó y se firmó un contrato bajo la supervisión 
de los Maestros del Arco Iris y con la bendición del Dios Atón de Luz. 
 
En el curso de la historia de Shan, un planeta de tercera dimensión, el 
planeta de la cárcel para Lucifer/Satán, un grupo de gente vino de Orión y 
dio su libre albedrío a Satán, el dios de la oscuridad en Shan. Ellos fueron 
conocidos como el pueblo de la serpiente. Esta gente de la serpiente temió 
la luz y se esforzó para superar toda la luz en Shan con su oscuridad. De 
este modo, destruyeron una nación entera de seres humanos iluminados 
conocidos como sumerios, y reclamaron la historia sumeria como suya propia 
para engañar a la gente de Shan. 
 
En la secuencia apropiada de acontecimientos cósmicos nació una bebé 
sumeria, de acuerdo al contrato iluminado. Nació en una familia en el país 
de Galilea, y vivió su niñez allí con su familia de Judea. En su 
crecimiento, para ser una mujer adulta, llegó a ser educada en cuatro 
grandes virtudes: sabiduría, valor, fortaleza y generosidad. Ella fue 
altamente respetada por su belleza, amor y sabiduría. 
 
Los judíos eran gente campesina al igual que todas sus pequeñas naciones 
vecinas circundantes. Una vez habían sido conquistados por Siria, y ahora 
pagaban impuestos a los sirios. Un poder extranjero conocido como el Imperio 
Romano había conquistado recientemente la región entera, incluyendo Siria, y 
había controlado a toda la gente a través del comercio y de los impuestos. 
Periódicamente, el Gobierno romano exigía un censo para contar el número de 
personas que vivían bajo su control, y al mismo tiempo se gravó un impuesto 
sobre cada familia. Los romanos mantuvieron el control sobre su extenso 
imperio utilizando a gobernadores dentro de cada nación subordinada, que 
eran de la misma nacionalidad y raza que la gente que ellos gobernaban. Lo 
mismo era verdad para los recaudadores de impuestos. Por consiguiente estos 
gobernadores y recaudadores de impuestos eran vistos como traidores por el 
pueblo y fueron odiados ferozmente. Este tipo de control gubernamental 
romano estaba también presente en la nación minúscula de Galilea. 
 
María fue preñada por el Arcángel Gabriel 
 
La mujer judía de quien hablamos anteriormente vivió en una ciudad pequeña 
de Galilea llamada Nazaret. Era conocida como 'María la bella'. Fue 
cortejada durante mucho tiempo por muchos hombres honorables, y finalmente 
se comprometió a casarse con un carpintero, altamente respetado, de nombre 
José. Durante su contrato, María tuvo un encuentro de lo más infrecuente con 
un ser de los Reinos Iluminados. El Arcángel Gabriel se reunió con María, y 
habló con ella sobre el contrato que habían hecho antes de su vuelta a Shan, 
en su actual ciclo de vida. A través de su Espíritu Divino interno, María 
recordó que debía llevar un hijo, quien llegaría a ser un gran mensajero de 
la verdad y traería la luz a Shan de nuevo. Así fue que María fue preñada 
por el Arcángel Gabriel y concibió un hijo. Entonces ocurrió que recordó las 
palabras del gran profeta Isaías quien había dicho hace mucho tiempo 
'Escuchen, una mujer joven concebirá y soportará un hijo, y su nombre será 
llamado Esu Immanuel'. Immanuel significa enviado del Dios Creador Atón de 
luz. María sabía en su corazón que ella era la madre de Esu. 
 
Cuando María le contó de su embarazo a su prometido José, él no lo entendió 
y se enojó mucho. Las madres solteras eran una deshonra en Judea, y José 
soportaría la culpa por tales acciones malvadas. La ruptura de un compromiso 
matrimonial también era desdeñada por la gente, pero hacer esto presentaría 
menos vergüenza para José que casarse con una adúltera. José fue un hombre 
muy amable y de gran integridad. Él no deseaba que viniera ningún daño o 
vergüenza a María, así que decidió romper en silencio su compromiso 
matrimonial.  
 
Esa misma tarde, mientras luchaba con su Espíritu Divino interno, el 
Arcángel Gabriel vino hacia él. Gabriel habló estas palabras, 'José, eres 
tan bueno y honesto como tu padre David. Tienes un acuerdo de matrimonio con 
María la bella, y ahora la has encontrado embarazada por otro hombre. Te han 
deshonrado y engañado. ¡Toma conciencia! María ha despertado a su contrato 
con los Reinos Iluminados. Soy el padre de su niño. Este niño nacerá como un 
hijo con el nombre de Esu Immanuel, y traerá gran verdad y luz a tu pueblo'. 
 
José estaba pasmado o aturdido y lloró cuando empezó a recordar su propio 
contrato con los Reinos Iluminados. Con gran alegría se lo agradeció a 
Gabriel y se fue inmediatamente al encuentro con María y le dijo todo lo que 
había sucedido. María y José se casaron pronto, y vivieron con paz y alegría 
en sus corazones, en lugar del chisme y el rechazo del pueblo, e incluso el 
de sus propias familias. 
 
El viaje a Belén fue muy difícil 
 
Era otra vez la época de los impuestos por Roma, y César Augusto, el 
Emperador Romano, decretó por primera vez que se tomara un censo de todo el 
imperio romano. Este censo ocurrió cuando Quirinius era el gobernador de 
Siria. Ordenaron al cabeza de cada familia que fuera a la ciudad de su lugar 
de nacimiento, llevando a su familia con ellos, para ser contados, y pagar 
un impuesto a Roma. 
 
De modo que José y María tuvieron que viajar 145 kilómetros en burro desde 
su hogar en Nazaret, Galilea al lugar de nacimiento de José en Belén, Judea. 
Belén era conocida como la ciudad del gran Rey David, y José era de ese 
linaje familiar. El viaje fue de lo más difícil para María, ya que llevaba 
casi nueve meses de gestación. Debido a su embarazo, cabalgar sobre su burro 
era fatigoso y doloroso, de modo que María y José caminaron la mayor parte 
del camino a Belén. Su burro fiel llevaba ropas adicionales, mantas de viaje 
y algo de alimento y agua para el viaje. Mucha otra gente viajaba por las 
mismas razones, y era muy difícil encontrar bastante alimento y agua, e 
incluso refugio en la noche. En este país seco, julio y agosto eran muy 
calurosos, y el camino muy polvoriento. A menudo José y María tuvieron que 
parar para descansar. 
 
Siempre había aquellos que conocían a María o a José y su chisme sobre su 
concepción antes del matrimonio pasó a otros viajeros. Así, había una pauta 
contínua de observaciones, de gestos y de grosería hacia ellos, incluso por 
los extranjeros, durante todo el largo viaje de una semana a Belén. 
 
El portal de Belén era un establo de vacas 
 
José llegó a estar muy cansado, ya que era una lucha para él encontrar 
alojamiento para María en la noche, preparar comidas, cuidar el burro y 
conseguir su propio descanso. En el momento en que alcanzaron Belén, ambos 
estaban cerca del agotamiento. José buscó en toda la ciudad de Belén un 
lugar para alojar a María pero no encontró nada. La ciudad estaba llena de 
gente que volvía para el censo. El chisme estaba por todas partes y José 
sentía agudamente el ridículo de los nativos y de los viajeros igualmente. 
José se estaba desesperando mientras la oscuridad se cernía sobre Belén. 
María tenía dolores de trabajo, ambos estaban muy cansados y hambrientos, y 
su burro hambriento estaba al borde del desmayo. El instinto de José le dijo 
que un cobertizo de ganado con paja tendría que hacer de refugio para María. 
Finalmente encontró a un hombre viejo, que tenía algunas vacas lecheras y 
cabras en la calle 'C' al borde de la ciudad, con quien acordó que les 
dejara permanecer en su establo de vacas durante la noche. 
 
¡Qué alivio! Estaban finalmente lejos del polvo, de los perros que ladran, 
de los niños ruidosos y del clamor de los viajeros en las calles de la 
ciudad. La noche estaba muy clara y muy tranquila. Las estrellas 
centelleaban en toda su belleza, como si algo muy glorioso estuviera a punto 
de suceder.  
 
¡Y sucedió! María dio a luz a su primer niño, un hijo, aquella noche. Ella 
lo envolvió en las mantas que habían traído, y lo colocó en uno de los 
pesebres vacíos de las vacas. José y María tenían una gran alegría y paz 
dentro mientras repasaban los acontecimientos del día, su viaje a Belén y 
las circunstancias de su noviazgo. Ahora conocían más claramente su camino. 
A pesar del ridículo y de la dificultad, su matrimonio había sobrevivido 
porque ambos estaban iluminados, y comprendieron y siguieron su dirección 
interna. El establo de vacas era tan apacible con los sonidos de los 
animales que comían y dormían. El nacimiento había sido fácil y el Esu 
dormía. Era un bebé muy bueno. La noche estaba oscura, pero encendida de 
estrellas, especialmente por una estrella muy brillante, casi directamente 
por encima.  
 
La asombrosa aparición a los pastores 
 
De repente José oyó voces y pudo ver a varias personas viniendo a lo largo 
del camino al establo de vacas. El miedo lo agarró ya que pensó en el daño 
que algunos hombres borrachos enojados podrían hacer a su familia. Él soltó 
a sus pies y se movió rápidamente hacia ellos con su bastón. Cuando se 
acercó a ellos, el líder del grupo encendió una antorcha. No era otro que el 
viejo hombre que había permitido que José utilizara su establo de vacas. 
Explicó a José que estos hombres habían insistido en hablar con José y su 
esposa ahora. No esperarían hasta mañana. 
 
Apresuradamente, el viejo hombre dejó la escena, para no involucrarse en 
cualquier lucha. Él lamentó el permitir que estos extranjeros utilizaran su 
granero durante una noche incluso. Los extranjeros le dijeron a José que 
eran amigos, pastores del campo, de la colina cerca de Belén y que no 
pretendían hacerle ningún daño. La paz limpió el espíritu de José mientras 
sentía su energía y entusiasmo. Despertó a María y juntos escucharon con 
asombro la historia de los pastores de lo más extraordinaria. 
 
Un hombre de luz salió de un objeto en forma de disco 
 
Los pastores cuidaban de las ovejas del templo que fueron criadas para la 
venta a los peregrinos que volvían cada primavera para la celebración de la 
semana larga de la Pascua judía en Jerusalén. Algunas también fueron 
utilizadas para sacrificios ocasionales durante otros días santos en Belén. 
Antes de esa tarde, casi al mismo tiempo en que Esu nació, estos hombres se 
sentaban en una colina que dominaba Belén. Observaban su rebaño de ovejas 
abajo en la noche. Los perros de las ovejas estaban tumbados tranquilamente 
junto a la hoguera del campamento. De repente, todo el cielo se encendió 
mientras un objeto iluminado en forma de disco salió del cielo iluminado por 
las estrellas y aterrizó en una colina próxima. Estaban aterrorizados 
mientras un hombre de luz cegadora vino hacia ellos. Toda la ladera estaba 
brillante como si fuera de día, pero las ovejas y los perros nunca se 
movieron o hicieron cualquier sonido. Todo era un silencio misterioso y 
brillante con luz blanca. Entonces el hombre de luz les habló. 
 
Les dijo que no se asustaran y que traía buenas noticias. Dijo que estas 
buenas noticias harían a gente alegre, porque en este mismo momento un niño 
nacía en un establo de vacas en Belén. Él llegaría a ser un gran mensajero 
de la verdad y presentaría otra vez las leyes de Dios y de la Creación a la 
gente. Así, la gente aprendería otra vez cómo enfrentarse a sus 
controladores malvados y crear su propio camino de esperanza, alegría y paz. 
 
El hombre de luz dijo a los pastores que la prueba de la verdad de lo que 
decía podría encontrarse yendo a Belén a la lechería en la calle 'C' al 
borde de la ciudad. Allí encontrarían a un hombre con el nombre José y a su 
esposa, María, que acababa de dar a luz a un hijo, mientras permanecían en 
la lechería durante la noche. Ella lo había envuelto en mantas, lo había 
colocado en un pesebre de vacas y lo había llamado Esu. 
 
Entonces el hombre de luz dejó de hablar. De repente centenares de otras 
personas de luz rodearon repentinamente a los pastores en su colina. 
Comenzaron a cantar la música más hermosa que los pastores habían oído 
jamás:  
 
Gloria al Dios Atón de Luz 
Cantemos la alegría a la Creación 
Que pueda Esu traer la Verdad 
A la gente de Shan  
Para despertarlos a su Luz interna 
Gloria Atón y paz a toda la humanidad 
 
Tan rápidamente como habían venido, los seres de luz se fueron. Salió la luz 
en forma de disco y todo estuvo silencioso otra vez. Sólo las estrellas 
centelleantes y las luces distantes de Belén permanecían en el cielo 
nocturno. Así pues los pastores corrieron las dos millas a Belén en miedo y 
entusiasmo para probar que lo que les había sucedido fue, de hecho, 
verdadero.  
 
Nadie creyó el relato de los pastores 
 
Apenas podían contener su entusiasmo mientras hablaban y vieron a Esu en el 
pesebre. Abrazaron a María y José y les dieron monedas de oro para pagar un 
alojamiento apropiado para sí mismos y su nuevo hijo. Dejaron de hablar y 
cantaron las palabras que habían oído en el cielo nocturno. Los pastores 
contaron su historia a mucha gente en Belén antes de que volvieran a sus 
ovejas. Nadie les creyó pero se preguntaron sobre la extraña pareja de 
Nazaret y su chiquillo nacido en un pesebre. María y José hablaron mucho 
sobre la experiencia de los pastores y estaban en paz interna, porque ahora 
conocían más claramente su camino y el de Esu, su nuevo hijo. 
 
La palabra se difundió rápidamente a través de Belén, de la extraña pareja 
de Nazaret y las historias contadas por los pastores locales. El apuro de 
María y su hijo que vivía en un establo de vacas tocó los corazones de una 
familia de la puerta siguiente, que se consideraban parias sociales debido a 
su raza. Ofrecieron su hogar humilde a María, a Esu y a José hasta que María 
y Esu fueran bastante fuertes para viajar a casa. Esta oferta se recibió 
afablemente, ya que María necesitaba varios días de descanso. 
 
Los viajeros de oriente causaron un gran revuelo 
 
Esu nació en Belén, Judea, cuando Herodes era el Rey de Judea. El pueblo 
odiaba al Rey Herodes porque era un traidor en su posición como rey 
marioneta y un súbdito de Roma. Gobernaba desde su palacio en Jerusalén, 
solamente a dieciseis kilómetros al norte de Belén. José y María acababan de 
pasar a través de Jerusalén en su viaje a Belén, y habían oído chismes sobre 
los viajeros que llegaban del este. Estos viajeros estaban causando todo un 
revuelo o sensación, pero ellos no sabían por qué. 
 
Los pueblos orientales eran nómadas y vivían en grupos familiares. Cada 
grupo familiar tenía grandes manadas de ovejas y cabras, y muchos camellos. 
Según lo necesitado, el grupo familiar entero se trasladaría a una nueva 
zona de pasto con sus multitudes. Durante tal movimiento, los camellos se 
utilizaban para el transporte y para llevar las tiendas y las provisiones. 
Requería mucho esfuerzo trasladarse en el país desértico, incluso unos pocos 
kilómetros, porque era como trasladar a una ciudad pequeña con toda la 
gente, ovejas, cabras, perros, alimentos, aguas, utensilios de cocina, 
tiendas, camas, etc. 
 
Debido a que esta gente nómada estudiaba las estrellas y registraba su 
historia según el movimiento de las estrellas, se pensaba que eran muy 
sabios. A veces predijeron acontecimientos venideros con mucha precisión. 
Los líderes de su grupo familiar eran llamados a menudo astrólogos u hombres 
sabios. Así sucedió que varios de estos hombres sabios leyeron los signos 
cósmicos con mucha precisión y esperaban que algún acontecimiento muy grande 
ocurriera durante su vida. Durante años, habían observado las estrellas 
durante las largas noches del desierto, y vieron algunas estrellas que 
centelleaban, algunas que cambiaron de color e incluso algunas que se 
movían.  
 
También el hombre de luz se apareció a los 'Reyes Magos' 
 
Y así fue que una noche la estrella más brillante que miraban se cayó del 
cielo, e iluminó todo el desierto. Mientras que huían en pánico, un hombre 
de luz blanca apareció ante ellos y les habló en su idioma. Les dijo que no 
se asustaran, porque había venido de los cielos en paz. Habló a éstos 
hombres sabios de muchas cosas extrañas. Escucharon atentamente, porque este 
hombre de luz blanca tocó la fibra sensible de sus corazones y calmó sus 
espíritus. Él habló la verdad con toda certeza. Les habló de un profeta que 
debía nacer en una tierra lejana, que contaría a la gente muchas enseñanzas 
sabias. Los hombres sabios pidieron una prueba de tal suceso, porque su 
gente había ansiado y buscado tal conocimiento durante siglos. El hombre de 
luz blanca les dijo que los conduciría al lugar de nacimiento de este 
profeta si ellos seguían su luz. 
 
La historia se hizo cuando estos hombres sabios reunieron a sus familias y 
multitudes y se movieron lentamente hacia el oeste a través del desierto. 
Fue una tarea enorme, que requirió de gran dedicación y energía. Estos 
grupos familiares se trasladaron casi mil kilómetros en el curso de dos años 
en busca del lugar de nacimiento del profeta sabio. Siempre siguieron la luz 
de la estrella más brillante de los cielos. 
 
Finalmente los guiaron a Jerusalén, la capital de Judea. No es extraño que 
su llegada fuera esperada desde hace mucho por adelantado. El tener tres 
ciudades pequeñas moviéndose a través del campo y en su propia ciudad fue 
abrumador. La gente por todo lo largo y ancho hablaba sobre los movimientos 
de estos grupos familiares y se preguntaba sobre tales acontecimientos 
históricos. Siempre preguntaban '¿cuál es el significado de esto?' y '¿por 
qué preguntan por un profeta estos hombres sabios?' 
 
El Rey Herodes estaba muy asustado 
 
Su llegada a Jerusalén fue muy preocupante para las autoridades. Temían a 
estos líderes sabios que mantenían tal poder con su gente, y temían que los 
alborotos o el caos de tantos extranjeros en la ciudad pudieran causar una 
pérdida de control sobre el pueblo. Así pues, cuando estos hombres sabios 
exigieron hablar con el Rey Herodes, él estaba asustado, al punto del 
pánico, y colocó una triple guardia en el palacio. No se atrevió a 
rechazarles una audiencia, así que Herodes se las arregló para reunirse con 
ellos inmediatamente. 
 
Los hombres sabios dijeron a Herodes, '¿Donde está el profeta sabio que ha 
nacido recientemente entre los judíos?' Un hombre de luz blanca nos dijo que 
siguiéramos su luz en el cielo al lugar de nacimiento de éste, lo cual hemos 
hecho fielmente. Hemos viajado unos mil kilómetros desde el oriente y 
exigimos saber dónde encontrarlo. Ésta será prueba para nosotros de que lo 
que nos han dicho es verdad'. 
 
Herodes estaba muy molesto, porque no tenía respuesta para ellos. Hablaban 
de cosas que no entendía. Él no sabía nada de gente luz, ni de estrellas que 
caían del cielo, ni de profetas que hablaban gran verdad. Posiblemente los 
líderes religiosos tendrían respuestas para estos hombres sabios. 
 
Así pues Herodes llamó inmediatamente a todos los sacerdotes principales y a 
sus escribanos en Jerusalén, al palacio del Rey, para una reunión. Herodes 
les explicó su dilema. Buscaron los registros históricos y las escrituras 
proféticas, y descubrieron una declaración hecha por un profeta poco 
conocido más de trescientos años antes. El profeta Micah había dicho: 'Uno 
cuyo origen es viejo vendría de gente conocida como judíos, de la ciudad 
minúscula de Belén. Éste llegaría a ser grande por su sabiduría y hablaría 
la verdad a la gente'. 
 
Rey Herodes sintió una gran ansiedad por las palabras del profeta Micah. 
Belén estaba justo bajo su nariz, a sólo 16 kilómetros al sur de Jerusalén. 
¡Esta persona profetizada podría llegar a ser una amenaza a su poder y 
control sobre la gente! Tenía que ser destruida. 
 
Así pues, Herodes se reunió secretamente con los hombres sabios en sus 
aposentos y les hizo muchas preguntas. Realmente deseaba averiguar cuándo 
les habían contado sobre este profeta sabio y cuánto tiempo habían buscado 
para encontrarlo. ¡Dos años! Ahora tenía un plan. De este modo envió a los 
hombres sabios a Belén con estas palabras: 'Vayan y busquen diligentemente 
al niño, y cuando lo hayan encontrado díganmelo para que yo también pueda ir 
y adorarlo'.  
 
Una nave estelar los condujo hasta Belén 
 
Los hombres sabios dieron las gracias a Herodes y salieron de Jerusalén 
rápidamente, viajando al sur a Belén. Estaban llenos de un gran entusiasmo 
anticipado por encontrar finalmente al que habían buscado desde hace tanto 
tiempo. Como la luz en el cielo los condujo a Belén y se paró repentinamente 
sobre una casa pequeña de adobe en la calle de 'C', se llenaron de gran 
alegría.  
 
Ahora María, Esu y José habían vivido con su familia vecina durante varios 
días y se preparaban para volver a Nazareth al día siguiente. La tarde 
anterior a su salida había sido de preparación para el viaje, compartiendo 
una comida de acción de gracias con su familia anfitriona, y ahora era un 
momento de meditación silenciosa y reflexión sobre todo lo que había 
sucedido desde que salieron del hogar. José había observado a menudo a las 
estrellas que centelleaban en el cielo de la noche, pero nunca había visto 
moverse una de ellas hasta esta noche. Mientras que se sentó en el umbral 
mirando la estrella más brillante en el norte, comenzó repentinamente a 
moverse. ¡Se movía en dirección a Belén y se hacía más brillante! ¡Esto era 
muy extraño! Él se sentó hechizado ya que la luz venía siempre más cerca y 
finalmente se paró encima. ¡La noche era tan brillante como el día! Y la 
'estrella' parecía tener forma de disco y tan brillante que no podía mirarla 
directamente. Llamó a María para despertarla y que viniera a verlo. María 
vino con Esu en los brazos, porque estaba completamente asustada de la luz. 
Aún así, todo estaba tan tranquilo y silencioso como si fuera sólo un sueño. 
 
Repentinamente, oyeron voces, igual que en la noche en que vinieron los 
pastores, pero ahora era como el día y podían ver claramente a gente en 
trajes largos que se acercaban rápidamente desde la calle siguiente. José y 
María sintieron que salía su ansiedad y que una calma pacífica venía a sus 
espíritus, mientras les envolvió la energía y el entusiasmo de los 
extranjeros que se acercaban. 
 
Los viajeros se emocionaron mucho cuando sostuvieron al bebé 
 
Había varios hombres en trajes coloreados brillantemente, con diseños muy 
extraños (los Reyes Magos), pero a pesar de todo hablaban en arameo, el 
idioma nativo. Eran muy corteses y amables y pidieron ver al 'muchacho 
bebé'. Estaban muy emocionados cuando María les dejó sostener a Esu. 
Entonces comenzaron a contarles a José y María la más extraña de las 
historias, de la experiencia con su hombre de luz blanca, de la luz en el 
cielo que habían seguido durante dos años, de cómo Herodes los había 
dirigido a Belén y de la luz que estaba ahora arriba. 
 
Entonces María y José hablaron de sus experiencias con el Arcángel Gabriel, 
de su matrimonio, de su viaje a Belén y de la extraña aparición a los 
pastores hacía una semana. De repente todos ellos se quedaron en silencio. 
Sintieron un enlace común y sabían dentro de sus espíritus el significado 
completo del nacimiento de Esu. 
 
Los hombres sabios deseaban sinceramente ayudar a esta familia luchadora, 
así que les dieron varios regalos muy valiosos, algunos de los cuales eran 
la especia mirra, que podría venderse o negociarse, el incienso, otra 
especia del oriente, y el oro para utilizarse en cualquier lugar del imperio 
romano como medio de intercambio. Las fibras de sus corazones cantaron 
mientras que abrazaron a José, a María y a Esu. Habían encontrado al profeta 
sabio. Aquí estaba la prueba. El viaje de hecho había merecido la pena 
porque habían visto, tocado y ayudado a Esu. ¡Sería un gran mensajero de la 
verdad! En sus corazones lo sabían. 
 
El hombre de luz les aconsejó que huyeran de Herodes 
 
Los hombres sabios volvieron a su campamento fuera de Belén, mientras que la 
luz en el cielo permanecía sobre la pequeña casa en la calle 'C'. Vaya una 
noche de alegría que fue cuando le contaron a sus familias todo lo que había 
sucedido en Belén. De repente alguien gritó '¡mirad la luz en el cielo!' ¡La 
luz se movía y mientras la observaban cayó del cielo otra vez muy cerca de 
ellos! El mismo hombre de luz blanca apareció ante ellos. Habló. Les contó 
la intención malvada del Rey Herodes en Jerusalén y les advirtió que no le 
dijeran nada a Herodes, porque planeaba destruir a Esu si fuera posible. Los 
hombres sabios comprendieron y estuvieron de acuerdo en desviarse de 
Jerusalén en su vuelta a casa. Y así fue que salieron hacia su propio país 
esa misma noche por otro camino. 
 
José no podía dormir, pero debía, porque estaban a punto de comenzar su 
viaje a casa por la mañana. La mente de José estaba en rotación por todos 
los pensamientos de los acontecimientos recientes. De repente se irguió 
asustado cuando un hombre de luz apareció en el umbral. Era el Arcángel 
Gabriel, el mismo que le había hablado en Nazaret sobre el embarazo de 
María. ¡Era el padre de Esu!. 
 
Gabriel habló estas palabras, 'levántate rápidamente, José, toma a Esu y a 
María, huye al sur a Egipto y permanece allí oculto hasta que te diga que 
sea seguro volver a casa. El Rey Herodes está buscando a Esu y planea 
matarle. Mi luz te mostrará el camino'. 
 
Y así fue que José, María y Esu salieron rápida y silenciosamente esa misma 
noche, sin que su anfitrión lo supiera, y huyeron a Egipto para su 
seguridad, guiados por la luz en el cielo. 
 
Herodes sufrió un ataque de cólera y ordenó la matanza 
 
Mientras tanto el Rey Herodes se enteró que lo habían engañado los hombres 
sabios. En un furioso ataque de rabia decidió ordenar que mataran a todos 
los niños varones en Belén y los alrededores que fueran de dos años de edad 
o menos. Esta fue una tragedia muy malvada, horrible, puesta sobre gente 
campesina simple. Cuando la gente oyó esto, sabían que el Rey Herodes 
intentaba matar al chiquillo que había nacido en un pesebre en Belén, que 
fue llamado Esu. No sabían por qué pero estaban muy apesadumbrados por sus 
chismes y el tratamiento enfermo a la extraña familia de Nazaret. Puede ser 
que algún día conocieran lo que les sucedió. 
 
Mientras que el Rey Herodes ponía sus planes malvados, un mensajero 
angelical vino a él y lo persuadió de que Esu no sería una amenaza a su 
trono. Con esta comprensión el Rey Herodes tuvo un cambio de corazón y dijo 
al mensajero que no mataría a los niños y que Esu y su familia no estaban ya 
en peligro por el trono real. 
 
Así pues resultó que el Arcángel Gabriel habló otra vez a José en Egipto y 
le dijo que ahora era seguro volver a casa. De este modo José, María y Esu 
viajaron de nuevo a su hogar en Nazaret, Galilea, en donde José continuó con 
su comercio de carpintería. 
 
La falsificación de las fechas fue una gran mentira 
 
Observe el lector por favor que históricamente el calendario y el método 
romanos de medir del tiempo eran inexactos comparados con el calendario 
cósmico. La fecha verdadera del nacimiento de Esu Immanuel fue el 8 de 
agosto del año 8 'antes de Cristo' y no del año cero según lo supuesto. En 
segundo lugar, el nombre de Esu Immanuel fue cambiado más adelante por los 
escribas y fariseos a 'Jesús Cristo', para denotar deidad y para engañar a 
la gente. Así, se dijo que era 'el hijo del Dios' y no el hijo de Gabriel, 
como verdaderamente era de nacimiento. En tercer lugar, el día de fiesta 
celebrado del 25 de diciembre y conocido como Navidad era en realidad un día 
de fiesta de culto satánico muy malvado (NT: por el dominio de la oscuridad 
de la noche sobre la luz del día). Los primeros líderes religiosos fueron 
persuadidos mediante varias mentiras de que acordaran celebrar el nacimiento 
de Esu en 'Navidad'. 
 
La fecha no es importante, sólo el significado del nacimiento de Esu. Vino 
como un gran mensajero de la Verdad y su vida cambió el curso de la historia 
de la Tierra Shan. Ahora que Esu Immanuel ha vuelto en 1954 a nuestra Tierra 
Shan (Shan que es el nombre cósmico, la Tierra un término genérico) bajo su 
nuevo nombre, Sananda, y se mueve en órbita alrededor de nuestra tierra Shan 
a bordo de la nave estelar de mando 'El Fénix', terminará el trabajo que 
comenzó. Él trae la Verdad una más vez a la gente de la Tierra Shan y a 
través de la luz de la verdad, Sananda conquistará en última instancia a su 
hermano Lucifer/Satán, dios de la oscuridad. Sólo con nuestra ayuda 
iluminada se equilibrará y se restaurará la armonía, mientras nuestra Madre 
Tierra se mueve hacia su nueva identidad en los reinos de luz. 
 
Que el lector se dé cuenta de que la nave estelar 'El Fénix' es la misma que 
comandó el Arcángel Gabriel hace dos mil años. Después de su bautismo en el 
río Jordán por Juan el Bautista, la nave estelar 'El Fénix' llevó a Esu 'al 
desierto' para sus cuarenta días de educación en preparación para su misión 
como mensajero de la Verdad. Una vez más, al final de su misión de enseñanza 
y sanación, fue 'El Fénix' quien llevó a Esu desde 'el monte de la 
transfiguración'. La nave estelar en el cielo que los hombres sabios 
siguieron a Belén fue 'la estrella de Belén', mientras que la nave estelar 
que guió a José y María a Egipto fue otra vez 'El Fénix'. 
 
Suprimieron toda referencia a las naves estelares 
 
La mayoría de las referencias a las naves estelares fueron quitadas o 
substituidas por otras palabras tales como 'nubes' en las primeras 
escrituras por los malvados fariseos. No deseaban que la gente conociera la 
verdad. Las luces estroboscópicas centelleantes y coloreadas de arco iris de 
muchas naves estelares se pueden ver en nuestro cielo nocturno hoy en día 
como prueba de su presencia. Están esperando para ayudar a los seres humanos 
de la Tierra en establecer el Reino de los Cielos del Dios Creador Atón en 
la Tierra en nuestro día. Esu Immanuel Sananda volverá a la Tierra Shan otra 
vez como ha prometido. Su vuelta va a coincidir con el anuncio público y 
oficial de Nesara (Ley Nacional para la Seguridad Económica y la Reforma), 
que marca el principio de una era de paz e iluminación en el planeta Tierra 
Shan. Ese anuncio se va a producir de un momento a otro. 
 
Celebremos y compartamos la luz de la verdad y el cumplimiento de la ley de 
dar y volver a dar cada día de nuestro camino, y no sólo en las vacaciones 
llamadas Navidades. Que podamos ayudar a Esu Immanuel Sananda en nuestros 
días para traer la paz, la alegría y el amor a la Verdad a toda la gente y 
que pueda haber paz en la Tierra y buena voluntad en toda la gente. 
 
Fuentes.- 'Los Diarios del Fénix' (The Phoenix Journals) y 'El Periódico 
Contacto' (The Contact Newspaper). 
 
- Los escritos de Bellringer y la información de Nesara está en: 
http://www.fourwinds10.com 
 
- El archivo de los periódicos 'Los Diarios del Fénix' (The Phoenix 
Journals) y 'El Periódico Contacto' (The Contact Newspaper) están en: 
http://www.phoenixarchives.com/ 
 
(Traducido por Guillermo Herrera) 
 
 
 
 
 
 
_______________________________________________________________________ 
Visita nuestro patrocinador: 
~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~ 
 
                         inkClub 
 
            ¡¡¡ TINTA GRATIS PARA TU IMPRESORA !!! 
 
 ¡Consigue ya mismo tu cartucho de tinta gratuito para tu impresora! 
 
 
 Haz clic aqui -> http://elistas.net/ml/135/ 
~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~^~