Inicio > Mis eListas > gap > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 9481 al 9520 
AsuntoAutor
Respuesta a una Pr Damian C
Debate sobre relac Ricardo
El Codigo Da Vinci Ricardo
Otra practica de l Ricardo
TAO? Ricardo
Importante hallazg Guillerm
Códigos de Origen Susana P
Ser la Luz - comen Susana P
Mecanismos de cont Susana P
La contradicción d Octavio
La señal será un a Guillerm
Cuando alguien mue Susana P
Candace Frieze: De Damian C
La Antártida, cuna Guillerm
RE: Mensaje de Dia Cristina
Descubrimientos Guillerm
Mensaje Especial S Graciela
TOBIAS - Serie de Graciela
IV Encuentro Hispa Ricardo
Betty Friedan / Ma Ricardo
Somos nación estel Guillerm
LA ENERGÍA DE LA C Sorem
Mensaje de SaLuSa Nady
Mensaje del Maestr Nady
Mensaje de Atmos d Nady
Mensaje del Maestr Nady
La Madre Teresa... Ricardo
El amor inteligent Ricardo
¿Cómo les va? - Kr Susana P
Nuevo libro de She Ricardo
Fondos humanitario Guillerm
Naturopatia / Arti Ricardo
Días gloriosos Guillerm
Boicot contra Coca Ricardo
BEATERIA MALIGNA Y Ricardo
Dalai Lama Guillerm
Cómo viajar a las Guillerm
¿Qué Pasa en el Pl Graciela
Mensaje de Atmos d Nady
Seria posible reco rafeldi
 << 40 ant. | 40 sig. >>
 
FORO GAP INTERNACIONAL
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 11412     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[GAP] Otra practica de la medicina es posible
Fecha:Viernes, 10 de Febrero, 2006  19:53:49 (-0600)
Autor:Ricardo Ocampo <aina @...............mx>

OTRA PRÁCTICA DE LA MEDICINA ES POSIBLE 
Gilberto López y Rivas 
 
 
Atacada por algunos círculos de la medicina privada, la llamada Misión 
Milagro -programa de cooperación iniciado por Cuba y respaldado por la 
República Bolivariana de Venezuela, que ya se desarrolla en 24 países de 
América Latina y el Caribe- ha logrado operar y curar de manera gratuita, en 
apenas año y medio, a más de 210 mil personas afectadas de ceguera y otros 
tipos de deficiencia visual. 
 
La razón por la que fue bautizada así se debe a que recurrentemente muchos 
de los enfermos, al recobrar la vista y conocer el rostro de sus hijos o 
nietos, exclaman emocionados: "¡esto es como un milagro!" En uno de los 
centros de atención de la ciudad de La Habana, un hermoso hotel cerca del 
mar, donde estos pacientes son cuidados diligentemente por jóvenes 
trabajadores sociales, los "médicos del alma" -según los llamaría Fidel-, 
fui testigo de ese "milagro" en la persona de un humilde limpia coches de la 
ciudad de Buenos Aires, que relató sus primeras impresiones, justo en el 
momento de recuperar la vista después de más de cinco años de oscuridad 
total, afectado por una enfermedad prevenible y curable siempre que se 
cubran los altos costos de los servicios médicos especializados. En este 
centro decenas de internos relataban experiencias de su peregrinar por los 
servicios de salud de sus respectivos países, sin recibir respuesta. Algunos 
ya habían abandonado toda esperanza. 
 
La Organización Mundial de la Salud refiere que 90 por ciento de los 136 
millones de enfermos visuales se concentran en los países del capitalismo 
del subdesarrollo y, hasta el inicio de la Misión Milagro, ningún gobierno 
ni organismo internacional había logrado estructurar un programa que diera 
respuesta efectiva y en gran escala a los necesitados afectados por diversos 
padecimientos de la vista. 
 
No es la primera vez que Cuba lleva al cabo labores internacionalistas de 
alto contenido humanista desde que en 1963, y en las difíciles condiciones 
de los primeros años de su revolución, su gobierno envió un destacamento 
solidario de médicos a Argelia. A la fecha, más de 100 mil profesionales y 
técnicos de la salud cubanos han contribuido a salvar vidas en 97 países de 
Africa, Asia y América Latina. Aun durante el llamado "periodo especial", 
caracterizado por grandes privaciones y dificultades que vivió el pueblo 
cubano después del derrumbe del campo socialista y la desaparición de la 
URSS, el gobierno revolucionario fundó la Escuela Latinoamericana de 
Medicina, que en agosto del año pasado graduó a su primera generación de mil 
610 médicos procedentes de todos los confines de Nuestra América e incluso 
de Estados Unidos.  
 
En Cuba cursan su carrera más de 12 mil estudiantes de medicina procedentes 
de 83 países: 5 mil 500 de América del Sur, 3 mil 244 de Centroamérica, 489 
de México y Norteamérica, incluyendo 65 jóvenes de Estados Unidos, mil 41 
del Caribe, 777 de Africa subsahariana, 42 de Africa del Norte y Medio 
Oriente, 61 de Asia y dos de Europa. 
 
No pertenecen estos educandos a familias pudientes que pueden sufragar los 
estudios de sus hijos en facultades de medicina en las que -como en Estados 
Unidos- formar a un médico cuesta 300 mil dólares. En su gran mayoría son 
estudiantes de origen humilde, quienes, de no haber tenido la oportunidad 
que les brinda Cuba, jamás podrían realizar el sueño de graduarse de 
médicos. Como se pudo constatar en la Escuela Latinoamericana de Medicina, 
los futuros profesionistas reciben su educación gratuita, y su manutención y 
estadía están aseguradas durante los años de preparación profesional. 
 
El comandante Fidel Castro se pregunta: ¿cómo es posible que Cuba, una 
pequeña nación bloqueada durante más de 45 años por Estados Unidos hasta en 
terceros países -según quedó demostrado recientemente por el incidente del 
hotel Sheraton de la ciudad de México-, pueda contribuir al bienestar de 
tantos pueblos formando en 10 años a más de 100 mil médicos? "¿Dónde esta el 
secreto?", cuestiona el presidente cubano. "En el hecho real de que el 
capital humano puede más que el capital financiero -se responde-. Capital 
humano implica no sólo conocimientos, sino también, y muy esencialmente, 
conciencia, ética, solidaridad, sentimientos verdaderamente humanos, 
espíritu de sacrificio, heroísmo, y la capacidad de hacer mucho con muy 
poco."  
 
En contraste, los países del capitalismo avanzado no sólo no preparan 
profesionales de la salud para los países periféricos, sino que saquean de 
médicos al mundo del subdesarrollo: Nueva Zelanda, Reino Unido, Canadá, 
Estados Unidos y Australia mantienen su plantilla de profesionales de la 
medicina entre 22 a 35 por ciento con migrantes provenientes de los países 
pobres. Un informe de la OMS y de la Universidad Harvard señala que el 
subsidio anual del sur al norte por concepto de esa fuga de personal 
especializado asciende a 500 millones de dólares. 
 
En Honduras, Brasil, e inclusive en la propia Venezuela, algunas 
asociaciones y gremios de oftalmólogos, y los circuitos corporativos 
relacionados con los grandes hospitales privados, han lanzado una campaña en 
contra de la Misión Milagro, intentando empañar sus propósitos nobles y su 
carácter humanitario. En el fondo están los intereses de los mercenarios de 
bata blanca que ven reducir sus ganancias al "abaratarse" los precios por 
los servicios profesionales que la Misión presta gratuitamente. En esas 
"denuncias" se expresa la lógica de la privatización y mercantilización del 
derecho a la salud y a la vida. 
 
Cuba, por su parte, muestra con la Misión Milagro y con su vocación médica 
internacionalista que otra medicina es posible. 
 
 
<http://www.jornada.unam.mx/2006/02/10/032a2pol.php>; 
 
-------------------- 
 
-~--------------------------------------------------------------------~-
 
-~--------------------------------------------------------------------~-
         Compra o vende de manera diferente en www.egrupos.net