Inicio > Mis eListas > union_global_de_luz > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 3441 al 3460 
AsuntoAutor
Maria descubre a J Juan Ang
TODO ES DIVINO Juan Ang
CUENCO MEDICINAL Bea Mill
La Navidad Juan Ang
te regalo mis bend Haydee
El secreto de la f Juan Ang
Maria descubre a J Juan Ang
Los Misterios de S Juan Ang
COMPARTIENDO COMPR Juan Ang
Camino al 2006 Juan Ang
Seminario de Veran Juan Ang
EL DESPERTAR CUÁNT Juan Ang
Secretos del Mar.. Juan Ang
Dos cuentos Juan Ang
La camisa Juan Ang
Los Misterios de S Juan Ang
La Astrologia y el Juan Ang
Seminario de Veran Juan Ang
Luna Nueva de Capr Juan Ang
La mejor manera de Juan Ang
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Red Planetaria
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 4054     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[UNION_GLOBAL_DE_LUZ] COMPARTIENDO COMPRENSIONES
Fecha:Jueves, 22 de Diciembre, 2005  12:23:27 (-0300)
Autor:Juan Angel Moliterni <claridad @.........ar>

COMPARTIENDO COMPRENSIONES
 
 
Hermanos, que la Gran Fraternidad de Ángeles y Hombres, ilumine nuestras vidas.
 
Esto de estar manifestados, de tener forma, en estos planos de densidad, nos ha llevado a creer y vivir según ciertas inversiones que tenemos que revertir para retomar el camino de regreso. Hoy la ciencia nos enseña que todo lo que sabemos, lo hemos aprendido y si lo hemos aprendido, lo podemos desaprender, es hora de que empecemos a desaprender las mas grandes inversiones.
 
Una de las grandes inversiones es la de creernos separados y de ella han surgido algunas mas, que siguen llevando a nuestras vidas al dolor. La medicina enseña que no debemos ignorar el dolor porque el dolor es señal de enfermedad. El dolor nos enseña que hay algo que esta mal en nuestro cuerpo.
El dolor mostró al gran Buda, que tenía que meditar, para ir hasta el final del dolor. “Te muestro la pena, y te muestro el final de la pena”, nos dijo el Iluminado.
 
Nosotros tenemos que aprender a ver, en el dolor, la certeza de que algo en nuestra creencia, en nuestra acción, en nuestra percepción es erróneo, nos esta llevando por el camino equivocado.
 
Una de las grandes inversiones es amar a los más cercanos, más que a los más lejanos. Amar personal-mente, amar posesivamente, nos lleva a sufrir más tarde o más temprano, o porque nos dejan de amar o porque nos morimos o porque el otro muere…
 
Cuando comenzamos el sendero, algunas veces nos vamos al otro extremo y servimos mejor a los extraños que a los que tenemos en casa. Hay una frase que resume lo que logramos ser, un “farol de calle” que alumbra solo para afuera. Esto trae a la vida de nuestros mas allegados,  dolor.
 
Todos somos uno, si todos somos en verdad ese gran centro planetario que llamamos Humanidad, todos los que lo integramos deberíamos amarnos en cada parte, como al reflejo de nosotros mismos. Creo que es a eso a lo que se refiere la enseñanza de ver a Cristo en cada humano. Amar al prójimo como a ti mismo, es entonces la consecuencia de saber que el prójimo es nosotros mismos, en otra forma, expresado.
 
Poco a poco, ir ampliando nuestro amor, nos va llevando paso a paso, a incluir en nuestro corazón, a todos los humanos. Esto nos llena de compasión, dejamos de juzgar, dejamos de juzgarnos y el gozo ingresa suavemente en nuestras vidas, y las nubes grises del dolor se disipan.
 
Que la Compasión –Karuna- se derrame sobre todos nosotros.
 
 
Marta Paillet