Inicio > Mis eListas > union_global_de_luz > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 3941 al 3960 
AsuntoAutor
Llamada al Despert Juan Ang
Meditacion de Luna Juan Ang
Como alinearnos co Juan Ang
Equinoccio de Libr Juan Ang
Palabras de alient Juan Ang
Sobre Educacion Juan Ang
LA EXPANSION DEL P Juan Ang
Algunos Principios Juan Ang
ES HORA DE BUSCAR Juan Ang
Antes de escalar u Juan Ang
Clases (Bs As) Juan Ang
SABRAS... Juan Ang
Tú eres el punto d Juan Ang
Asume tu Maestría Juan Ang
El Todo es mente Juan Ang
Retomemos los Tiem Juan Ang
Las Energias de Oc Juan Ang
Su Contrato Sagrad Juan Ang
Plenilunio de Libr Juan Ang
Re-union de Semill Juan Ang
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Red Planetaria
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 4553     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[UNION_GLOBAL_DE_LUZ] Algunos Principios Universales
Fecha:Martes, 26 de Septiembre, 2006  10:38:24 (-0300)
Autor:Juan Angel Moliterni <claridad @.........ar>

algunos Principios Universales

 

 

En la Creación lo primero fue el OM, cuya vibración se propago en forma de luz. No había espacio; el espacio fue creado a medida que la luz se expandía a través de la nada, permeando el éter para que sirviera de caja de resonancia a aquel sonido primordial. Dios no estaba, porque estar implica lugar y en la nada eso no existe. Dios, simplemente, era. No era la nada, porque la nada, siendo, es; y Dios cuando nada había era Lo Inmanifestado, Lo no-siendo, aquello para lo cual no hay palabra. El hombre concibe a la nada como ausencia de algo, un vacío, un hueco. Pero eso no es la nada, porque la nada también es ausencia de vacío, ausencia de hueco, ausencia de ausencia. La nada implica aún ausencia de la nada. Aún el vacío absoluto es una manifestación de Dios. El vacío absoluto es más que la nada.

 

El hombre no puede concebirla, porque la nombra. Y toda palabra se refiere siempre a una representación del concepto al cual alude. Y, si representas a la nada, ya hay algo allí, ya no es “nada”. El hombre no puede pensar sin nombrar a la cosa; allí tienes los elementos esenciales de su mente: palabras e imágenes, unas apoyándose en las otras. Es por eso que al hombre lo angustia la idea de volver a la nada, porque lo remite a la ausencia de percepción de lo externo que le llega por los sentidos, a través de los cuales toma contacto con el mundo. Es la soledad más total, allí todas las ausencias están vigentes, la angustia no puede ser mayor. Una de las sensaciones más terribles es la vivencia de vacío en el que el hombre se pierde a sí mismo por no encontrar un referente que le devuelva su individualidad, su puesto en el mundo. Sólo Dios puede salvar al hombre de una experiencia así.

 

El Principio Unico nos brinda un inmenso y profundo conocimiento sobre nosotros, el objeto de nuestra vida, la Naturaleza, el Universo, los principios más elevados y divinos, y la larga historia del Hombre sobre la Tierra.

 

Algunos de estos principios son:

 

·        Todo en el Universo tiene origen en una infinita, eterna, desconocida fuente. Después de un período de manifestación el Universo vuelve a esa fuente.

·        El Universo mismo es un total orgánico, inteligente, consciente y divino.

·        Las leyes de la Naturaleza son resultados de fuerzas inteligentes.

·        La ley de Karma predomina en todo el Universo. Ella opera en todos los niveles, asegurando justicia suprema.

·        Reencarnamos en vidas sucesivas. En cuanto alcanzamos el estado humano, no regresamos al estado animal.

·        La ley de Karma opera a través de nuestras vidas sucesivas asegurando justicia. (No podemos evitarla). Somos los autores de nuestra alegría como de nuestra pena.

·        Una ley de ciclos provee una estructura fundamental en todos los niveles. Dos ejemplos son; nuestro modelo de reencarnación y las “vidas” sucesivas del Universo como aparecen, para luego volver a la fuente.

·        Analogía y correspondencia provee la estructura fundamental para el Universo. Contenido en el amplio dicho Hermético: “Según el cielo así la Tierra”.

·        La evolución se aplica a toda vida a gran escala.

·        El alma se ve envuelta en este mundo de la materia. Ella experimenta y aprende. Entonces el alma, a través de su labor, sigue su largo peregrinaje hacia su fuente primordial. Esto también sigue un modelo cíclico.

·        A través de esta evolución logra experiencia, conocimiento de sí mismo, y una continua creciente perfección. La evolución ocurre en los planos, físico, mental y espiritual.

·        “Supervivencia de los más idóneos” en conjunto con la gradual acumulación de cambios benéficos no puede explicar “el origen de las especies”. El origen de las especies es debido a un diseño inteligente.

·        La Humanidad ha experimentado una evolución significativa durante largos periodos en los continentes (no islas) de Atlantis y Lemuria.

·        El Hombre tiene una constitución de siete niveles, extendiéndose del plano físico hacia el plano puramente espiritual.

·        Los pensamientos son objetos tangibles en los planos elevados. Todo pensamiento y acción tiene efecto sobre nosotros y nuestro entorno y tiene una consecuencia kármica.

·        Los tres planos elevados de esta constitución forman el “Ser elevado”, y es el que reencarna de vida en vida y acumula la experiencia, las lecciones y las virtudes. Los planos más bajos forman el “ser bajo” y son los vehículos usados por el “Ser elevado” mientras este vive en este campo activo de la vida encarnada.

·        Al momento de la muerte nosotros revivimos la vida que acabamos de dejar -mientras que nos desprendemos de la figura física. Después de un período breve, que varía según los individuos, nos desprendemos de otros aspectos bajos de nuestra constitución y el Ser que reencarna comienza un largo y misericordioso período merecido de recuperación misericordiosamente antes del próximo nacimiento.

·        Muchas veces durante la vida presente, nuestra naturaleza espiritual se oscurece por el egoísmo de nuestra vida cotidiana, en cuanto accedemos a nuestros deseos y necesidades inmediatos. Pero el Ser espiritual está siempre presente para conducirnos si lo buscamos con un fuerte, honesto deseo.

·        Nosotros podemos tratar de alcanzar nuestro Ser elevado por un trabajo holístico:

a.       Escuchando a la pequeña voz de conciencia

b.      Notando los sueños mandados por nuestro Ser elevado

c.       Desarrollando nuestra intuición

d.      Meditando

e.       Estudiando los Principios de la Antigua Sabiduría y sus enseñanzas

f.        Alineándonos con la Naturaleza

g.       Ocupándonos con acciones para el mejor bien

h.       Notando atentamente los acontecimientos en nuestra vida cotidiana

i.         La Hermandad es un hecho en la Naturaleza. Nosotros somos Uno al nivel espiritual más elevado de nuestra esencia.

j.        Somos chispas de una Llama. Somos los dedos de una mano. Somos Uno en otros niveles también.

·        Debemos:

a.       Comprender que no estamos separados de la Humanidad ni del Mundo.

b.      Acentuar la Hermandad, altruismo, y compasión en nuestra vida cotidiana.

c.       Empeñarnos a conocer el Ser elevado dentro de nosotros.

d.      Como un mando para guiarnos -actuar por y como el Ser del Todo.

e.       Las religiones del Mundo son como las ramas de un árbol, cuyo trunco es una religión antigua –otrora universal- del conocimiento. Las religiones son tributarios de un río grande (pero toman prestado una de otra haciendo el detalle mucho más complicado).

f.        La mitología frecuentemente transmite algo de esta Sabiduría en forma simbólica.

g.       Periódicamente grandes maestros vienen entre nosotros para ayudarnos en este camino de evolución. Y pueden crear otra rama en este gran árbol.

h.       El potencial humano es infinito y todos los seres tienen una contribución que hacer para crear un Mundo más grande.

·        Estamos todos juntos en esto. Somos Uno.

 
Este es un Servicio del Centro Escuela Claridad (www.escuelaclaridad.com.ar) a traves de su Red Union Global de Luz. Boletín editado y distribuido por Juan Angel Moliterni (claridad@argentina.com). Alentamos a todos a redistribuir, sin fines de lucro, por via electronica, siempre y cuando se respeten los creditos del servicio, los autores y se mencionen la fuente y enlace. Si deseas realizar una contribucion amorosa visita: http://www.escuelaclaridad.com.ar/Colabora.htm