Inicio > Mis eListas > union_global_de_luz > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 5684 al 5703 
AsuntoAutor
Momentum claridad Juan Ang
Carta Circular de Juan Ang
Agenda de Julio 20 Juan Ang
Pensamiento del di Juan Ang
Pensamiento del di Juan Ang
Pensamiento del di Juan Ang
Pensamiento del di Juan Ang
Momentum claridad Juan Ang
SERIE DE LAS PERSO Juan Ang
Pensamiento del di Juan Ang
Video de Concienci Juan Ang
Pensamiento del di Juan Ang
Momentum claridad Juan Ang
Pensamiento del di Juan Ang
Magnetosfera Juan Ang
Pensamiento del di Juan Ang
Pensamiento del di Juan Ang
Meditacion Luna Nu Juan Ang
Meditacion-Iniciac Juan Ang
ALGO SE AVECINA! Juan Ang
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Red Planetaria
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 6303     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[UNION_GLOBAL_DE_LUZ] Momentum claridad del dia -Boletin Claridad
Fecha:Miercoles, 7 de Julio, 2010  19:45:22 (-0300)
Autor:Juan Angel Moliterni <an.ra.maitri @.....com>

Escuela Claridad

 
Usted está recibiendo este e-mail porque su dirección de e-mail se encuentra suscripta a nuestra
Lista pública de Correos. Visite nuestro website.
   
Home

Enviar un e-mail
Agenda Mensual
Ver Web Site


Estudios astrológicos espirituales

Cartas Natales


Suscripción gratuita
Si deseas suscribirte gratuitamente a nuestra
Lista de Correos Escuela Claridad, y recibir boletines semanales: AQUI


Registra tu dirección de mail


Circular del Mes
Carta Circular de Acuario del mes del Julio de 2010, en formato PDF: AQUI

Leer aquí

Únete a la Fraternidad de Portadores de Luz

Ver aquí
 
Canal Youtube

Ver aquí
 
Meditación Diaria Aquí y Ahora


   Para desarrollarse de forma armónica,    hay que vivir la vida en sus diferentes    niveles. La forma más efectiva de    alcanzar la auto-realización es a
   través de la Síntesis.





El Arte de Informar Formando... Encarnaciones de amor y luz divinos... siguiendo nuestro trabajo de educación transformacional a través de las redes en internet, les estamos acercando las antiguas enseñanzas espirituales de la Kabbalah... En ellas se sugiere que nuestro propósito aquí es ascender de los niveles más bajos de la vida a los planos más altos... Pero con el fin de avanzar hasta el siguiente nivel, debemos caer primero... para adquirir y generar la energía necesaria con que impulsarnos hasta un plano más elevado... El que podamos adquirir la energía para pasar a un plano más elevado, y somos capaces de hacerlo, se encuentra por completo en nuestras manos...

Comprensión del Ego Mundial [...] [...]

A medida que viaje por la senda de la búsqueda espiritual, podrá ayudar a disipar el absurdo de lo especial que con tanta asiduidad fomenta el ego. Verá el final de este tipo de pensamiento en su vida, y también a escala mundial.

En la escena del mundo, en el momento presente de la historia, vemos que se desarrollan enormes conflictos sólo para aplacar a la parte del ego que se sintió ofendida. Cuando usted se ofende, es el egocéntrico ego quien se siente herido e insiste en demostrar lo especial e importante que usted es son. Lo mismo sucede a nivel colectivo. Este ego colectivo trabaja a escala mundial y también en nuestras ciudades.

El ego del mundo se ofende con facilidad. Cuando el ego se ofende, necesita tomar venganza. Necesita tomar represalias para demostrar su importancia y calidad de especial ante cualquier cosa que perciba como causa de la ofensa. Así pues, cuando su nación, dominada por el ego, se siente ofendida por las palabras de un intolerante tirano, zanja el agravio mediante la agresión y el asesinato.

Así también están nuestras ciudades llenas de jóvenes que confían tanto en su ego que están dispuestos a matar de forma arbitraria a aquellos que no obran de acuerdo con sus criterios. Están convencidos de que son especiales y tienen derecho a cualquier cosa que demuestre que son especiales. Si no lo obtienen, se ofenden y causan alborotos, mutilan, matan y saquean.

Esto representa una gigantesca carencia de conciencia espiritual. Necesitamos volver a colocar a Dios en la conciencia de estos jóvenes, reemplazar el déficit por la conciencia superior. Entonces estos problemas comenzarán a disiparse. Cuando las personas descubren su búsqueda espiritual, ya no se sienten ofendidas por lo que no tienen. Entonces se muestran deseosas de dar algo de sí mismas y se ven libres de la necesidad de compararse con otros. Este cambio hacia el yo sagrado acabará por eliminar los problemas del bienestar social y la guerra.

Cuando el ego colectivo se ofende, el mundo se enzarza en la destrucción. ¡Cuando se consulta al yo superior, no hay nada por lo que ofenderse! Uno sólo ve lo que hay que hacer y comienza a vivir según el amor que el silencio interno proclama. Considere esta declaración de Soren Kierkegaard:

“El presente estado del mundo y de la totalidad de la vida es la enfermedad. Si yo fuera un médico y me pidieran consejo, contestaría: «Cread Silencio»”.


En efecto, si acudimos a nuestro interior y les enseñamos a hacer lo mismo a todos aquellos que estén deseosos de enmendar sus agravios, presenciaremos un importante cambio de conciencia y muchísima más comprensión y tolerancia. Por último, veremos la paz que todos los habitantes de este planeta deseamos con tanta desesperación.

La faceta superior de nosotros mismos sobre la que hemos estado escribiendo, refleja una visión infinita. Ésta, sin duda, no es la visión del ego. El ego es igual de cobarde a escala colectiva como lo es a escala individual. El ego mundial tiene miedo de un llamamiento masivo a la superación de nuestro déficit espiritual.

Cuando las personas dirijan su mirada al interior y abracen una perspectiva más amorosa, el poder del yo espiritual producirá un cambio no sólo en las comunidades sino también en todo el mundo. El ego del mundo hará todo lo que pueda para evitar este tipo de camino interior. Ridiculizará a quienes fomenten la meditación, las manifestaciones pacifistas y el amor de Dios como salida del pantano de males sociales en que nos hallamos. El ego quiere conflicto.

La visión del ego está cómodamente instalada en el mundo material, y aprueba una especie de levantamiento en armas contra aquellos que propongan mejorar la vida oponiéndose al ego. El ego es cobarde en el sentido de que teme a la luz celestial de Dios. Este sistema se mantiene de manera exclusiva por el hábito, y por el miedo al yo superior. Que alguien sugiera que existe un déficit espiritual y que necesita que se incorporen a nuestra vida el amor, la paz, la bondad y la compasión, y será objeto de burlas y calificado como utópico o ingenuo. Lo que el sistema basado en el ego fomenta es más gastos y más separación.

Un cambio en la conciencia desvanecerá sin duda el viejo sistema en el que existe una atroz alianza entre unos poderosos burócratas, bien atrincherados, y las masas. En el viejo sistema, los burócratas se otorgan a sí mismos beneficios que les son negados a aquellos que pagan a los burócratas, y luego se ocultan tras el disfraz de los privilegios cuando se los enfrenta a su cobardía. Es aquí donde la cobardía del ego del mundo muestra su desvergonzado rostro una y otra vez.

El ego colectivo insiste en que no podemos permitirnos realizar demasiados cambios; que no podemos permitirnos proporcionarle a todo el mundo los mismos privilegios que tienen los que están en el poder; que quienes se enfrentan con el sistema son unos buscarruidos y es necesario silenciarlos.

La conciencia colectiva superior sabe que no es así. Sabe que no tenemos nada que temer siempre y cuando actuemos desde el amor y no por el deseo de servir al ego. El yo espiritual sabe que el verdadero poder está dentro del yo, no en las instituciones que hemos creado y distancian a las masas de aquellos que han acumulado poder. El ego colectivo es cobarde, pero sin embargo luchará para mantener la influencia que tiene sobre los tantísimos que son víctimas de ese arraigado sistema.

Cuando comience a consultar con su yo superior, modificará la conciencia colectiva y obligará a aflojar la presa a aquellos que se aferran al sistema basado en el ego. El ego teme siempre a la luz, y por lo tanto opera siempre en secreto. Cuando la motivación de todos los que se encuentran al mando se base de modo exclusivo en la conciencia superior, el ego colectivo se marchitará.

La principal prioridad para el ego colectivo es el poder. Este poder suele medirse en términos monetarios. Cuanto más dinero tiene uno, un mayor grado de calidad de especial se le confiere, y más tiempo consigue estar al mando.

Así pues, al ego del mundo le encanta gastar dinero, en particular el de usted. Se le contará lo importante que es que gastemos miles de millones de sus ingresos en un sistema impracticable que nos protegerá de los misiles del espacio exterior, y puede estar seguro de que se harán con ese dinero. El ego del sistema le dirá que necesitamos armas más complejas con el fin de poder dirigir la guerra desde el interior de fortalezas con aire acondicionado donde podamos pulsar un botón y borrar del mapa a miles de personas y todas sus posesiones sin siquiera tener que presenciar el sufrimiento que estemos creando.

El hecho de que se haya violado un mandamiento y de que estemos participando en el asesinato en masa de nuestros hermanos no es algo que el ego considere. Ésos son enemigos, nos recuerda el ego. Son malos, y necesitamos más y más dinero para ser capaces de matarlos con unos medios de destrucción más tecnificados.

El ego colectivo se convence a sí mismo de que el dinero lo hace especial, así que arrojará dinero a cualquier problema y se enorgullecerá del acto. Consumid, consumid, consumid. Más es mejor. Cuanto más acumulen, cuanto más lujosos sean sus juguetes, cuanto más grandes sus centros comerciales, cuanto más combustible gasten en sus automóviles, más éxito tendrán. Es un impulso que nos aparta de la paz y nos acerca al consumismo y el capitalismo.

Sin embargo, su yo superior sabe que no hay paz en “cuanto-más-mejor”. Esto es tan cierto en el plano colectivo como en el individual. El yo superior le insta a simplificar y evitar contribuir a cualquier cosa que perjudique a otros o incremente su separación de la fuente espiritual.

A medida que escuche con mayor atención a su yo espiritual y deje atrás su ego, también el ego del mundo será apartado del poder, el control y el dinero, y volveremos a las virtudes básicas de la conciencia superior, la paz, la belleza, el amor, la pureza, la tolerancia, la paciencia y la comprensión. Esto no significa que no pueda disfrutarse de los beneficios de la tecnología. Quiere decir que el ego no será la fuerza motivadora de nuestras vidas. Lo que en verdad somos como pueblo es una fuerza que anhela paz y sencillez.

En la luz de Cristo,
Centro Escuela Claridad



Solicitud: ayúdanos a distribuir información de vanguardia, reenvía este correo a todas las personas potencialmente interesadas. Se autoriza la copia y redistribución de esta información personalmente y vía Internet con la condición de que el contenido permanezca intacto y sus enlaces. Cualquier otro propósito de uso debe ser previamente autorizado por el autor. Centro Escuela Claridad (www.escuelaclaridad.com.ar)

¡Que las Energías de la Síntesis y la Paz, se derramen en la humanidad!


   
Solicitar Informes, Cursos presenciales y a distancia, inscripciones, Estudios Astrológicos Evolutivos a cargo de Juan Ángel Moliterni. Coordinar un seminario en tu país.
 

©1994-2010 Centro Escuela Claridad
- Buenos Aires, Argentina, Tel. 4774-1773 / 3528-0172.


 


__________ Información de ESET NOD32 Antivirus, versión de la base de firmas de virus 5260 (20100707) __________

ESET NOD32 Antivirus ha comprobado este mensaje.

http://www.eset.com




Crea tu propia Red Social de Noticias
O participa en las muchas ya creadas. ¡Es lo último, es útil y divertido! ¿A qué esperas?
es.corank.com